viernes, 31 de octubre de 2014

Especial Halloween 2014: Esto es Halloween, Halloween...

Queridos cuervos todos, ya está aquí una de esas escasas festividades en las que uno, desde chico, habría matado por ser americano y disfrutar a saco. Allá por el 78 mi admirado, y el de todos, John Carpenter se sacaba de la manga un peliculón, una saga, de esas que han marcado la forma de hacer cine desde entonces, "Halloween", fórmula barata, elegante y asombrosa con uno de los killers más grande que jamás hayamos visto en el cine, Michael Myers. Nacía así la leyenda, la scream queen, la leyenda. Cualquier apunte sobre la saga sería redundante, así que hoy vamos a abordar otro momento “histórico” en mi opinión, otro hito que dentro de unos años seguro que será evaluado como merece. Hablo de la MARAVILLA que nos ofrece cada semana FX, “American Horror Story 4: Freak Show”, que al igual que en sus entregas pasadas, tiene 13 episodios y narrará una historia completamente diferente e independiente de la anterior y que se estrenó este 8 de octubre.

La semana pasada, tras el ritmo sinuoso e hipnótico que la tremenda Jessica Lange le imprima a todas sus interpretaciones, en este caso el temazo de Lana del Rey “Gods and Monsters” servía para recibir la festividad de Halloween en eso que ahora es habitual en las series yankis, los capítulos temáticos. Ya en la primera temporada de la serie se dedicaron dos capítulos a esa noche en la que monstruos, niños y pertubados se disfrazan para ir casa por casa pidiendo caramelos, pero en esta, de momento la más impecable y espeluznante de las cuatro, la cosa se pone tremenda y nos cuentan una de esas historias que por aquí no conocemos y que sirve de fondo argumental, la de Edward Mordrake. 

Por si alguno aún no ha devorado los episodios que lleva esta temporada (ponéos ya!!!), os cuento que en esta ocasión el hilo argumental es el circo de los horrores que Elsa, el personaje de la Lange, una alemana recién escupida de su pasado nazi a las afueras de un pueblo de Florida, Júpiter, donde sueña y se tortura por la carrera que Marlene Dietritch (a la que no se puede recordar mejor) le “robó” años atrás. En el circo trabaja un grupo de “freaks”, fenómenos que van desde la mujer barbuda a la más diminuta del mundo, en una revisitación de la magnífica “Freaks” de Tod Browning que aprovecho para recomendaros insistentemente y que abría el miércoles 22 de octubre sus puertas a Halloween, la fiesta más terrorífica del año. 

Bueno, a lo que vamos, en el capítulo, las hermanas siamesas Dot y Bette, las últimas incorporaciones al circo, sirven de pretexto para conocer el por qué de que en la noche de Halloween los freaks de todo el mundo no actúan: en el caso de hacerlo, la leyenda cuenta que invocaría de inmediato al espíritu del aristócrata inglés del siglo XIX Edward Mordrake, que vengativo, le arrastrará a los infiernos. El caso es que el tal Mordrake era un artista de talento con una peculiaridad, tenía una malvada cara diabólica en la nuca que le llevó a la locura y a ingresar en un manicomio para curar su transtorno. Una noche, después de fracasar en su cura y atormentado totalmente por ese gemelo diabólico de su espalda que le susurraba cosas horribles, escapó de allí y terminó en un circo de los horrores hasta que en la noche de Halloween,asesinó a todos sus compañeros de espectáculo y terminó por suicidarse. La misma noche, un siglo después, Elsa Mars, con su interpretación de la canción de la del Rey invoca al malévolo espíritu que se instalará en el circo hasta llevarse el alma de uno de sus componentes. 

Aunque parezca increíble, la historia tiene su base en una leyenda existente sobre el heredero de una de las familias nobles de Inglaterra, que tenía la extraña malformación de un gemelo no desarrollado que como un parásito se alimentaba de su cordura desde la parte posterior del cráneo. La cara sonreía y se burlaba de la desesperación de Mordrake, con una voz inaudible que sólo él escuchaba durante toda la noche y que le arrastró al suicidio a la edad de 23 añitos. Por petición propia fue enterrado en tierra baldía sin lápida tras destrozar el malvado rostro para que no siguiera atormentándole por la eternidad. 

Tanto Mordake como Pascual Piñón, el famoso mejicano de dos cabezas aparecen entre las 10 personas con miembros extra en el "Libro de las Listas", en la edición de 1976 y en la obra de 1996, "Anomalías y curiosidades de la medicina". 

Evidentemente es muy difícil afianzar o asegurar los hechos reales detrás de la leyenda, debido a la falta de registros médicos y civiles fiables más allá de la narración oral, que sirvió de inspiración a Tom Waits para su canción "Poor Edward" en la que se lamentaba del triste infortunio del hombre de las dos caras y a la autora de la saga Harry Potter para el personaje Quirinus Quirrel, el portador del malvado Voldemort en su nuca. 

En este estupendo capitulazo que es "Edward Mordrake: Part 1", el tercero de la cuarta temporada también asistimos a otra trama terrorífica, en la noche del 31 de octubre, con toda la ciudadanía de Jupiter disfrazada en las calles, una niña con miedo a los payasos descubre a otro de esos jugosos personajes de la serie, el deforme y malvado payaso loco que va secuestrando chavales que se lleva a un abandonado bus escolar aún no sabemos con qué fin. 

La cuarta entrega de American Horror Story no ha hecho más que empezar peroFX ya ha anunciado que habrá una quinta temporada. No es de extrañar, pues ‘Monsters Among Us’, el primer episodio ha tenido más de 6 millones de espectadores en su premiere, convirtiéndose en lo más visto de la cadena. 

El co creador y productor ejecutivo de la serie, Ryan Murphy nos sorprendía hace tres años con la primera temporada de AHS, una serie puntera, revolucionaria y oscura que nos ofrece un nuevo punto de vista del terror en la pequeña pantalla, que continuó al año siguiente con “Asylum”, la segunda y hasta ahora mi favorita de las temporadas. Luego llegó “Coven”, que con el tema de la brujería de fondo no gustó demasiado a muchos y que a mí me sigue encantando. Pero “Freak Show” es un punto y aparte. 

Con una producción brillante, espectacular, a ratos hasta apabullantes, la historia de uno de los pocos circos de fenómenos, que se hicieron muy populares en los 30 y que aún quedaban en EEUU en los 50, liderado por ese magnífico clon de la Dietritch que es Elsa Mars, una Jessica Lange que va más allá en su papel que la Cleo de “Freaks”, en la interpretación hasta ahora más arriesgada e inspiradora de su carrera, es un auténtico caramelo amargo, terrorífico a ratos. Y es que además de asustar nos obliga a hacer una reflexión sobre la situación laboral, social y humana de esos “freaks” que pueblan su metraje. Durante una época, este tipo de circos era el último reducto laboral y vital que les quedaba, divertir y sorprender a los demás desde su podio de “bichos raros”. 

El reparto, que se confirmó ya en la PaleyFest y la Comic-Con de San Diego de 2014, es absolutamente espectacular. Sarah Paulson como Bette y Dot Tattler, dos hermanas gemelas siamesas, está soberbia, como lo están Kathy Bates en el papel de Ethel Darling, madre de Jimmy (Evan Peters), la mano derecha de Elsa que le ayuda a dirigir el campamento y arrastra una verdadera tragedia y Angela Bassett como Desiree Dupree, una artista del circo con tres pechos, y los habituales en la saga Frances Conroy como Gloria Mott, una mujer de la alta sociedad madre de un psicópata, Dandy,( Finn Wittrock), Evan Peters como deformado que va de ciudad en ciudad dando placer a las señoras ricas con sus deformes extremidades,.Denis O'Hare, Gabourey Sidibe y Jamie Brewer, y Emma Roberts en el papel de Maggie Esmeralda, una adivina del circo que en realidad es una estafadora que persigue el esqueleto de las siamesas, tras tratar de engañar al American Morbidity Museum, ofreciéndoles fraudes como rarezas de la naturaleza, (esta odiosa práctica era habitual a comienzos del siglo pasado, por las altas sumas de dinero que se ofrecían por estos “freaks” en formol. A este circo, completando parte del estupendo reparto, se unen en el elenco Michael Chiklis como Wendell del Toledo, el hombre forzudo del circo, Jyoti Amge, considerada la mujer más pequeña del mundo por el Libro Guinness de los récords y John Carroll Lynch como Twisty, el payaso loco, el malvado asesino que pretende hacer un infierno de la población de Jupiter, que usa una máscara en la parte baja de la cara escondiendo su verdadera malformación bucal. También se une Patti LaBelle, haciendo de Dora, ama de llaves y criada de los Mott, madre e hijo. Como véis, el reparto vuelven a integrarlo la mayoría del que participó en las anteriores entregas y se suman nuevas incorporaciones que en este caso están de quitarse el sombrero. A día de hoy, las malformaciones de la mayoría del reparto está más que asumida y aceptada socialmente aunque no del todo, que para eso se han ido creando asociaciones que luchan por su dignidad como seres humanos. 

Y no podemos dejarnos al estupendo Wes Bentley en el personaje de Edward Mordrake, el Príncipe de las dos caras, con el que comenzaba este repaso y que sirve de trasfondo principal al especial Halloween de la serie. 

Y hablando de Halloween, hagamos un breve repaso a su historia y peculiaridades. Halloween (contracción de All Hallows' Eve, 'Víspera de Todos los Santos'), la Noche de las brujas , es una festividad de origen celta que se celebra como sabéis en la noche del 31 de octubre, principalmente en países anglosajones como Canadá, Estados Unidos, Irlanda o Reino Unido, aunque hoy también en gran parte de Latinoamérica y de España. Sus raíces están profundamente vinculadas a la conmemoración celta del Samhain y la festividad cristiana del Día de Todos los Santos, el de toda la vida, celebrada el 1 de noviembre. Los antiguos britanos ttambién enían una festividad similar conocida como Calan Gaeaf en la que como en el Samhain se celebraba el final de la temporada de cosechas en la cultura celta y era considerada como el «Año nuevo celta», que comenzaba con la estación oscura. Los antiguos celtas creían que la delgada línea que une a este mundo con el Más Allá se estrechaba en la llegada del Samhain, permitiendo a todos los espíritus, buenos y malos, pasar a través. Así, los ancestros familiares eran invitados a las fiestas, y homenajeados mientras que se trataba de expulsar a los espíritus dañinos mediante el uso de los disfraces que hoy llenan las calles.

Cuando los romanos ocuparon los dominios celtas la festividad fue asimilada por estos, que aunque ya celebraban por esas fechas una festividad de la cosecha en honor a Pomona (diosa de los árboles frutales), consiguieron mezclar ambas tradiciones. 

Más tarde, en una época en la que predominaban como hemos visto las festividades «paganas», los papas Gregorio III y Gregorio IV suplantaron la fiesta de origen celta por una festividad católica (El Día de Todos los Santos) que fue trasladada del 13 de mayo al 1 de noviembre. 

Pero aún así se siguió celebrando el Halloween más pagano, y en 1840 esta festividad llegó a Estados Unidos y Canadá, donde quedó definitivamente arraigada. 

Los inmigrantes irlandeses transmitieron versiones orales de la tradición durante la Gran hambruna y fueron ellos quienes difundieron la costumbre de tallar los jack-o'-lantern (las consabidas calabazas con una vela dentro). Pero la fiesta no comenzó a celebrarse masivamente hasta 1921, año en que se celebró el primer desfile de Halloween en Minnesota, al que siguieron el resto de estados, adquiriendo así la fiesta una progresiva popularidad que llega a nuestros días. 

La internacionalización del Halloween renovado se produjo a partir del 78 y el estreno mundial de la cinta de John Carpenter, referencia desde ese mismo estreno para todo el cine de terror. 

Hoy en día, la fiesta es ya una de las fechas más importantes del calendario estadounidense y de algunos países latinoamericanos que tienen sus propias tradiciones (El Día de Muertos, que es una celebración mexicana de origen prehispánico que honra a los difuntos el 2 de noviembre, y coincide con las celebraciones católicas de Día de los Fieles Difuntos y Todos los Santos) y celebraciones ese mismo día, y con el mismo significado: la unión o acercamiento del mundo de los vivos y el reino de los muertos, y en algunos lugares, como Inglaterra, la fiesta original ha arraigado de nuevo. La realidad es que si la fiesta ha arraigado en nuestro país como en muchos otros es gracias al enorme despliegue comercial, el filón que las tiendas encuentran y la gran publicidad que el cine americano engendra. La imagen de niños norteamericanos correteando por calles oscuras disfrazados de fantasmas, monstruos, duendes y demonios pidiendo dulces quedó desde muy pronto grabada en mi memoria y siempre quise un Halloween en mi pueblo. Desgraciadamente las cosas llegaron demasiado tarde y ya no es momento para disfrazarme de Franky y ponerme hasta las trancas en botellones temáticos. 

En Asturias, donde ahora vivo, la tradición de esta fiesta viene de antiguo. La noche de difuntos es una celebración estacional, el polo contrario al de la noche de San Xuan, con la que se celebraba el solsticio de verano como exaltación de la luz. Así, la Noche de difuntos es la fiesta de la oscuridad, de los muertos, de los que ya no están, a los que se consideraba protectores con los que había que congratularse y a los que había que festejar y rendir homenaje. Así, por ejemplo, se celebraba el banquete de difuntos, muy perseguido en su día por la Iglesia, y que animaba al pueblo para celebrar un banquete incluso en los cementerios, sobre las lápidas y hasta las décadas de los 30 y 40 se dejaba un caldero con agua y un plato de comida a la entrada de casa para calmar la sed o el hambre de los muertos por estas tierras. Los niños asturianos también salían a pedir un aguinaldo con las caras cubiertas de cenizas para celebrar luego con lo que se recogía el banquete de difuntos. Y hay una leyenda que a mí, personalmente me encanta, y es la de los pescadores de Cudillero, que no salían a pescar jamás en la noche de difuntos por temor a recoger las redes, como se aseguraba, repletas de los huesos de los que se ahogaron en la mar. 

Ya veis, en cada sitio, como se dice en mi pueblo, sus “caunás”. 

En los USA, las actividades típicas de este día son el famoso “truco o trato”, las fiestas de disfraces, las hogueras borrachuzas, la visita de casas encantadas, las bromas, la lectura de historias de miedo y el visionado de películas de terror. Y ahí es donde se convierte en mi fiesta favorita. Este año, entre mis recomendaciones, y podéis ir apuntando, están “REC 4”, que se estrena el mismo día 31 y de la que ya tenéis crítica en el blog, “OUIJA”, una peli más bien regulera pero con sus sustos estupendos y “The Houses October built”, que precisamente se centra en Halloween y en las casas del terror que en EEUU se construyen y “disfrutan” justamente en esta fiesta. Tres pelis bien distintas pero que bien pueden ser nuevas cintas de terror para disfrutar en estos días. 

Y no puedo, de ninguna manera, dejar de recomendaros una de las pelis de terror que más terror me han causado en los últimos meses. Se trata de la italiana “Oltre il guado” (Across the river), un portento de serie barata con factura espectacular y escalofriante como propuesta alternativa al terror facilón de estas fiestas. 

Yo, como cada año, volveré melancólico a disfrutar de Carpenter como un enano. 

Y seguiré disfrutando de la que para mí es mi cita ineludible de la semana, el nuevo capítulo de AHS, esperando para que mi amada Lange me sorprenda con uno de los números musicales que en esta temporada parece que van a ser normales en cada episodio. Y es que el de Lana del Rey no ha sido el único, ni mucho menos. La versión que la Lange se marca del “Life on Mars” de Bowie es un auténtico espectáculo que ha llegado a situarse en las listas de preferidos de itunes. 

No sería de extrañar que el visionario Ryan Murphy sacara un disco con las canciones versionadas por Elsa en 'American Horror Story' y es que la actriz, ganadora de dos Oscar, no cantará lo que se dice bien canónicamente, pero seguro que hipnotiza a más de uno (a mí me tiene enamorado, y a mi móvil tuneado). 

Y para terminar, aprovechando que hablamos de música, os dejaré unas recomendaciones en forma de canciones para que os pongáis las pilas, las caretas, los disfraces de lycra y las máscaras más terroríficas que pilléis por ahí para celebrar por todo lo alto esta fiesta que se acerca. 

Mis 13 (jejeje) preferidas: ”Ghosts”, de The Head And The Heart. “Ghost” de Fefe Dobson “This is Halloween”, de Marilyn Manson (revisitando Pesadilla antes de Navidad) “Feed my Frankenstein” de Alice Cooper “Ghosts That We Knew”, de Mumford & Sons “Give Up The Ghost”, de Radiohead “Heaven and Hell” de Black Sabbath “The Ghost Inside” de Broken Bells “Lullaby” de The Cure “Little Ghost”, de The White Stripes, en los créditos finales de “Paranorman”. “Halloween” de Misfits La frikaza “Talking To Ghosts” de Foxes “The Boogie Monster” de Gnarls Barkley.

Tened mucho cuidado con los desconocidos payasos disfrazados en la noche, las máscaras pintadas de blanco y los cuchillos plateados... Igual, hasta son reales...


8 comentarios:

El Rector dijo...

Para quitarse el sombrero tu señor artículo "Halloweenero", como siempre, un placer leerte y queda claro, que eres todo un experto en la materia. Interesantísima la parte documental sobre el origen de la fiesta y esperanzadora la que versa sobre la cuarta temporada de "AHS" y ahí, si que me permitirás que sea un poco escéptico después de la mediocridad que me pareció la anterior temporada. Sigo sin entender demasiado el bombo que está dando esta serie, con una temporada inicial que sin estar mal, me parece que se queda muy lejos de las grandes series que ha dado la televisión en los últimos años, una segunda que aun no he visto, pero sobre la cual coincide casi todo el mundo que es la más floja de todas y la susodicha de las brujas que me aburrió sobremanera... de todas formas, le hincaré el diente por más que ni mucho menos sea mi primera opción.

Ganazas de entrar en faena con la cuarta de REC y a la espera que me digas como diablos te has hecho con "Ouija", jeje...

Esta noche habrá que buscar algún clásico para celebrar Halloween como hay que hacerlo (al menos para los que como yo, tengamos alergia sistemática a las parties). Carpenter sería una estupenda opción de no haber revisionado toda su filmografía muy recientemente, pero bueno, algo encontraremos :)

Felicitaciones nuevamente Damien, por este fantástico especial que nos has preparado (así como a Chanpoo por la parte que le toca)!!! Y mucho cuidadito a quien le abrís la puerta esta noche...

Saludos.

Missterror dijo...

Felicidades por el artículo Damien, me ha encantado. He sentido nostalgia al leer sobre las celebraciones asturianas...Y es que allí donde tú vives ahora, de vez en cuando se puede ver alguna meiga escapada de la región vecina, y supongo que esta noche os vigilen desde el bosque...

Respecto a AHS, pues cada vez se acrecientan más las ganas de verla. Yo soy muy fan de la primera temporada. Asylum no me convenció, y me reconcilie de nuevo con Coven. A este circo de los horrores le tengo muchas ganas, y más después de tu entusiasta artículo. Espero poder hincarle el diente pronto...a ver si el amigo de las fiestas da el visto bueno pronto ;)

Una noche como esta tiene que ser una noche de clásicos, con luz de velas y buena compañía. El Halloween perfecto!!!

Saludos y Feliz Halloween a todos!!!!

May Dove dijo...

Ole tu, pedazo de artículo. Da gusto leerte, y ya no hablamos del entusiasmo que le pones, joder. Que envidia sana!
Pues AHS Freaks, me da miedo verla porque salen payasos. Me repito más que el ajo, pero es que lo mío con los payasos es real. ES PAVOR REAL.
La quiero ver pero dices que hay un killer clown y eso me viene mal, la verdad, Damien. No hay derecho con los payasos!

Damien Thorn dijo...

Chicos, muchísimas gracias por los comentarios!!!!
Rector, la filmó de Carpenter es tan revisable ( enteritis, soy fan, fan ya lo sabes) que yo no me canso nunca!!!
Si os contase como me hice con Ouija tendría que matados después, pero ya está compartida...
Missterror, es que lo de paraíso natural se me queda corto... Estoy enamorado de Asturias a saco!
A mi Asylum me flipa, es hasta ahora mi favorita... Coven me gusta más que a rec pero menos que a ti....
May, es un placer seguir escribiendo con vosotros!!!!
Tienes que darle una oportunidad a freak show y superar esa fobia, que comparto contigo gracias al cabronazo de King y su pennywise...
Saludos mil y gracias a los tres, hermosos!

Damien Thorn dijo...

Y por cierto, el 50 por 100 del artículo es del Rector, que se lo curra tela!!!!!

Dieguito 71 dijo...

Macho, eres un crack!!! Críticas y reportajes como este me hacen tener ganas de entras en vuestro blog... El nivel plástico de la serie me parece de 11!!

May Dove dijo...

Un hurra por el Rector y por Damien!

Damien Thorn dijo...

Muchas gracias, dieguito, el placer es todo nuestro!!!!
May, graciassss x la parte que me toca.
Chicos TENÉIS que darle una oportunidad a la temporada.... Ya sabéis lo dado a exagerar que soy, pero se de sobra que os va a ganar!!!!!!!!
Incluida tu, May y tu fobiapayasil...
Saludetes

Publicar un comentario en la entrada

Comparte tu opinión con nosotros y si te da problemas el formulario, insístele un poco, suele ser bastante cabronazo cuando quiere (y quiere muchas veces, por ello, ten la precaución de copiar tu comentario antes de publicar, por si las moscas y vuelve a repetir la operación).