sábado, 3 de enero de 2015

Crítica: Detour

En ocasiones, la falta de recursos se traduce en una pistola apuntándonos directamente en la sien para que el frío metal del cañón estimule nuestras neuronas. En ocasiones, también, la falta de recursos es el embrión de las mejores ideas, pues no hay duda de que la necesidad, es una de las mayores motivaciones que existen. “Detour” versa un poco sobre todo esto, en especial sobre la falta de recursos y sobre ese cañón de revolver... visto lo visto, no tan frío como debería.

No es esta una de esas ocasiones. No hay una gran idea detrás del primer larga duración de William Dickerson y a falta de inventiva para suplir los escasos medios a su disposición para éste su debut, ha optado por otra de las grandes “virtudes” del ser humano, es decir, el plagio. No literal, pero si en espíritu. En concreto, el de una exitosa cinta dirigida además, por un español y buen amigo de Nido de Cuervos al que desde aquí saludamos, Rodrigo Cortés y su “Buried” de 2010. Recordemos, aquella historia sobre un tipo atrapado en el interior de un ataúd bajo tierra que luchaba por la supervivencia con un teléfono móvil como única herramienta. 

“Detour” bebe directamente de la misma fórmula. En esta ocasión, modificando ligeramente el escenario pero sin dejar de jugar con los dos elementos clave que ya hicieran grande a la cinta de Cortés: La soledad y el confinamiento. De esta conjugación, Dickerson se las ingenia para exprimir el suficiente zumo como para rellenar ochenta minutos de metraje y si bien, estos no se hacen especialmente aburridos, si es cierto que aquí se demuestra otra de las verdades universales de la creación y es que lo de copiar lo ajeno, en especial un original que nace desde el talento más innato, no está al alcance de todos, al menos, no de William Dickerson. 

Es obvio, que si entramos a comparar ambos filmes, el resultado para “Detour” podría ser digno de tragedia Shakesperiana, pero es que en la obviedad es en esta ocasión más que nunca, donde se encuentra el kit de la cuestión. Cuando uno se enfrasca en un proyecto tan dificilmente desmarcable de un título como “Buried”, debe tener a su alcance como mínimo, los elementos suficientes como para dentro de las evidentes limitaciones, ofrecerle algo al espectador mínimamente de cosecha propia y eso es algo que desde luego no ocurre en “Detour”, una película que se desnuda de inicio sin mediar palabra, se nos sube encima y deja que las leyes de la física más básica hagan su trabajo hasta el orgasmo de turno, en este caso, no se si fingidos o no, créditos finales. 

Si una de las gracias de la película de Cortés, era su capacidad por desgranar un guión inteligente con apenas herramientas narrativas, “Detour” opta directamente por pasar del guión y centrar todos sus esfuerzos en intentar explotar la sensación de claustrofobia que experimenta el protagonista, desmarcándose en este sentido del thriller Hichkoriano para acercarse más a un terror de corte digamos “natural” que podría seguir la estela de filmes como “127 Horas” (“127 Hours”, Danny Boyle, 2010), “Bajo Cero” (“Frozen”, Adam Green, 2010) o “Open Water” (“Open Water”, Chris Kentis, 2003) donde personas normales, se ven enfrascadas en situaciones trágicas normales como en el caso que nos ocupa: un accidente de tráfico. 

Pero claro, ¿Que ocurre cuando tenemos a un tipo atrapado en un coche bajo tierra y carecemos de un guión que desarrollar? Pues que hay que salirse por la tangente y “Detour” lo hace y la gracia de todo, es que lo hace medianamente bien. Para ello, una sucesión de flashbacks del protagonista funcionan a modo de perfecto relleno con el que completar el metraje cuando la situación in sittu ya se ha exprimido al máximo. Es trampa, cierto. Pero funciona. Si a esto le sumamos que el actor encargado de interpretar al hombre orquesta, el televisivo Neil Hopkins (a quien recordamos de la maravillosa “Perdidos”) está más que solvente al cargo de las hostilidades, la sensación que a uno le queda al terminar el visionado, no es del todo insatisfactoria. 

Sin llegar a las cotas de tensión en las que se manejaba “Buried”, podríamos decir que “Detour” cumple con el mínimo exigido para la ocasión, pues el filme no está exento de momentos tensos y de situaciones peliagudas que, por cercanas, consiguen incomodar en los mejores supuestos, llegando a conseguir que empaticemos con el protagonista y por ende, nos metamos en su pellejo para hacer nuestra su desdicha. Es una lástima que no se haya puesto un poco de énfasis a la hora de escribir un libreto algo más ambicioso que nos deparase al menos alguna que otra sorpresa a lo largo de la travesía, lo que sin duda le habría hecho ganar muchos enteros a una cinta que con lo visto, se queda en lo correcto, que igual, dadas las expectativas tras sus primeros compases, pueda considerarse todo un éxito. 

Lo mejor: Neil Hopkins y la habilidad del director por jugar con una patata tan caliente y no quemarse en exceso. 

Lo peor: Su primitivo guión y su convencional, para bien o para mal, desenlace.


10 comentarios:

Missterror dijo...

Coincido contigo Rector, tanto en la nota, como en tu argumentación. Es cierto que es una copia descarada y que de nuevo no tiene nada de nada, pero pese a que la lógica, una vez que se ve el plumero a la peli, dicta que el resultado va a ser fatal, Dickerson logra salir airoso de la experiencia, por los pelos, pero lo logra, y lo hace como acertadamente apuntas, olvidando el guión y centrándose en la claustrofobia y un casting muy bien elegido.
Desde luego no será "Detour" la película que aporte nada nuevo en el panorama, pero tampoco se puede maldecir hasta el infinito como a otros bodrios que nos tragamos sin respirar

Pasable y visible, pero nada más.

Saludos.

P.D- Si es que a quien se le ocurre coger un desvío en la montaña...

diegoargento dijo...

Nada, que tal me presento soy diego y les quería agradecer porque desde hace un tiempo me hacen más ameno el viaje hacia mi trabajo y mis huecos de tiempo libre leyendo todas sus críticas.. Me gusta mucho el cine y nada un saludo muy cariñoso desde argentina ojala sigan por mucho y éxitos en este 2015 que acaba de arrancar!

El Rector dijo...

Missterror, después de un año cinéfilo tan maravilloso como el que acabamos de dejar atrás, no sería "Detour" una forma muy brillante de comenzar este 2015, pero al menos, como comentas, pasable y visible, es.

Diegoargento, pues un placer conocerte y muchas gracias a ti por leernos, que al fin y al cabo es de lo que se trata esto, de hacer pasar un buen rato a los aficionados al género. Como siempre, una gozada leer este tipo de comentarios.

Te prometo que seguiremos por mucho tiempo, para intentar amenizar esos viajes tuyos hacia el trabajo ;)

Feliz año también para ti.

Saludos.

May Dove dijo...

Qué majo el señor diegoargento, qué bonito es alegrar el día a la gente!
Rector, esta película se deja ver pero poco más, yo porque soy fan incondicional de Perdidos y mira... le tengo cariño al actor pero la verdad es que está justica!

El Rector dijo...

TGW, justica anda si... pero no me negarás que aunque solo sea por volver a recordar a los míticos Drive Shaft, no vale la pena pegarle un tiento :)

A mi me parece, dentro de sus limitaciones, entretenida, que es mucho más de lo que uno podía esperar viendo el panorama.

Saludos.

andres pavone dijo...

Estupenda critica como siempre querido rector. Muchas veces hablamos que con poco y buenas ideas se obtiene un resultado increíble, que de lo sencillo se puede sacar algo estupendo, pero creo que este film ya se pasa de sencillo, es mas creo que no tiene aspiración alguna. Es malo....no, es recomendable......si no hay otra cosa que ver puede ser.Saludos querido amigo.

May Dove dijo...

Es que Buried dejó el listón muy alto!

El Rector dijo...

Andres, muchas gracias. El problema de "Detour" es precisamente ese, que además de los pocos recursos, hay que sumarle una total falta de ideas. También es cierto que las pretensiones están en concordancia, por lo que el resultado final, no se si recomendable, si es aceptable. Al menos, a falta de bombones más dulces.

TGW, muy alto para el potencial de la fórmula. Luego uno se lleva chascos como los de "Locke"...

Saludos.

Damien Thorn dijo...

Y a mí que me dejó bastante igual... No me encantó, pero también es verdad que no me aburrió en absoluto...
Gracias a diegoargento por sus palabras!!!!
TWG, a mi Buried, pichí pichá...
Locke chasco????AAAAAY!

El Rector dijo...

Damien, cierto que "Detour" no es gran cosa, pero al menos, como comentas, no aburre. Cosa que no se puede decir precisamente de "Locke", jeje...

Si "Buried" la hubiera dirigido un tal Alfred no se que, hace unos cincuenta años, para muchos sería un clásico de culto.

Saludos.

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.