viernes, 18 de septiembre de 2015

Crítica: Felt

Ser mujer en un mundo que parece diseñado para los hombres puede ser difícil, chocante, frustrante, desconcertante. Corres el riesgo de perderte en él. Corres el riesgo de amoldarte a él, y creer que en ese mundo, que no está diseñado para los hombres, sino por los hombres, estás en igualdad de condiciones. Corres el riesgo de creer que los hombres y las mujeres somos iguales. Corres el riesgo de vivir engañada, y a veces, sólo a veces, despiertas del engaño y corres a diseñar un mundo para mujeres, donde a una mujer que le guste el metal no tenga que justificar este gusto constantemente, demostrando que le gusta porque esa es su condición y no porque le guste a su novio. Corres el riesgo de diseñar un mundo para mujeres donde si a una mujer le gusta el terror, se la toma en serio desde el principio y sus gustos no se le cuestionan por su sensibilidad. Corres el riesgo de creer que vives en un mundo donde menstruar no signifique automáticamente estar de mala hostia o maquillarte no signifique ser superficial.
Ser hombre en un mundo diseñado por y para mujeres puede ser complicado, estresante, agotador. Corres el riesgo de creer que la paternidad está igual de valorada que la maternidad. Corres el riesgo de tener que fingir que siempre eres la persona valiente, resolutiva, atenta y cariñosa que las mujeres quieren que seas. Corres el riesgo de creer que la igualdad pasa por tratar como tu igual a la mujer, engañándote, porque lo que realmente se espera de esa igualdad es que se proclame la supremacía femenina y se sobredimensione el término mujer para crear a la supermujer. Claro, a esa supermujer, la tiene que crear el superhombre. 

Realmente yo puedo decir que nada de esto me importa, que nada me ha influido como mujer más que como persona, que poco he tenido que "sufrir" el mundo de hombres. Cierto que una vez conseguí un trabajo por mi cara bonita y que casi no me hicieron preguntas en la entrevista, porque daba igual si era retarder o concursante de Gran Hermano, porque lo realmente importante parecía que era el aspecto. Pero no es menos cierto que yo me aproveché de eso y que no me pareció cuestionable conseguir ese trabajo con la simple y ardua tarea de sonreír. También he sufrido el machismo en otro trabajo, estando menos remunerada que mis compañeros hombres haciendo las misma tareas, pero a tomar por el culo, yo puedo parir hijos!!! (nótese la ironía). 

- Hola, soy Missterror, soy mujer en un mundo de hombres.

- Bienvenida Missterror. Gracias por compartir con nosotros tu experiencia. Siéntate y ponte esta chapita: Día 1 siendo mujer sin complejos. 

- Hey, por cierto, ¿alguno de vosotros ha visto "Felt"? ¿Y alguna de vosotras? 

"Felt" no es más que un experimento, una masturbación de Amy Everson y Jason Banker, quienes pretenden explicar el mundo en el que una mujer no encaja (sin ser necesariamente aplicable al resto), porque esa mujer entiende que no está hecho para ella por el simple hecho de ser diferente. Ella lo canaliza en la falta de un pene entre sus piernas, que actúe a modo de flecha que señale el camino, pero la realidad es que no encaja porque no acepta el mundo y porque la soledad y los celos son los peores compañeros de cuarto que podía haber escogido. 

Amy, nuestra protagonista, no entiende el mundo que le rodea porque no se entiende a sí misma y solo es capaz de proyectarse en un mundo de penes y penas, y se cose trajes a su piel para simular otras pieles y así entenderse a sí misma de una forma libre y tan natural como un ser primigenio puede ser, así que una vez que sale de su burbuja de nubes y cielo azul, adornado por todo tipo de iconografía sexual, entiende que el mundo, ahí fuera, es aún más hostil que el que está en su cabeza, pues en su cabeza, el alter ego que inventa, construye y monstruosifica, no es más que una llamada de auxilio, porque Amy se ahoga cuando respira convencionalismo y reglas. 

Es así como nuestra protagonista inicia un viaje sin retorno al mundo de las relaciones humanas y nos regala una historia de amor extravagante e incomprensible, donde todo significa aceptar que eres parte de este mundo y que tarde o temprano, tienes que pasar por el aro y atravesar esa enorme vagina que te haga renacer a un mundo donde hasta tú tienes cabida. Amy no está bien, Amy está como una puta cabra y su inseguridad le hace buscar al demonio que todos escondemos , y ya se sabe que quien busca, encuentra. 

"Felt" es una película lenta, supura hipsterismo por todas partes. "Felt" es un experimento personal como decía al principio, tan personal que cuesta entender realmente que toda la parafernalia bajo la que se esconde, se resume en una sola linea. Con un corte tan lento, tan pausado, que cuesta asumir el riesgo. Entiendo esta película como una performance contra el falocentrismo, como la expresión más orgánica de las relaciones humanas que no funcionan, como un pesimismo romántico en el que el fin último es la soledad, o peor aún, nuestra propia compañía. 

Está claro que en "Felt", todas las relaciones están viciadas y en todas se desvela un interés egoísta: La amiga absorvente que no duda en abrir una herida de muerte en Amy, el novio que quiere y oculta y ella y su alter ego, que se compensan aunque se destrocen. Esos vicios son los que se exploran, no con gran acierto, pues ninguno de ellos termina de estallar. "Felt" transita como si nada por la pantalla, mostrando escenas pretendidamente escandalosas, e insisto, no termina de arrancar nunca, pidiendo a gritos que el guión avance hacia lugares infinitamente mas oscuros y perversos. 

Amy Everson, protagonista y coguionista de este cuento de derrota del patriarcado, está magnífica en la construcción de su personaje homónimo, y ejecuta a la perfección un personaje extraño, perturbado y lleno de una fuerza tan extravagante, que de tan contenida es explosiva. Lo mejor del film. 

"Felt" fracasa en su intento de ser la independencia que ha de verse en todas las reuniones modernas, pero muestra un mundo y una perspectiva femenina curiosa, que por algún motivo termina por enganchar (supongo que por esa parte morbosa que siempre quiere más y más), aunque quede muy lejos de lo retorcida que debería haber sido, tanto en su mensaje, como en su exposición, y aquí me refiero a que se nos brinda una puesta en escena que podía haber sido gloriosa con mucha más sangre en ese gran bosque y nos quedamos con la miel en la boca y el pene de lana a medio coser. 

Sentido, parece estar todo sentido y añado que también visto y oído. Poco parece que quede por inventar. Aun así, sentir siempre, siempre es la mejor opción.


10 comentarios:

adrian bentos dijo...

Gracias. No voy a ver la película pero , lejos de haber perdido el tiempo, me dio la oportunidad de leerte. Saludos

damien thorn dijo...

Hija mía,MissT,qué quieres que te diga?,sé q me repito pero es q cada vez da más gusto encontrarse con una de tus BRILLANTES críticas,q hacen q lo q uno escribe se quede por donde el betún... Ni me sonaba la película,pero recordaré esta como una de las mejores críticas q me he encontrado en mucho tiempo. Joé,amiga,cómo nos estáis dejando el listón entre unos y otros!
Felicidades!!!!!

Missterror dijo...

Adrian Bentos- Muchas gracias por leerme. Me alegra que no consideres que así no perdiste el tiempo, porque si no tienes pensado ver la película, hubiera sido una pena leer todo el rollo para que no te sirviera de nada :)

Damien- Pues muchas gracias hijo mío!!! Menudo subidón da leer cosas así. El listón lo ponéis vosotros, que yo desde la primicia mundial de "Regresión", no me recupero ;)
La película es raruna, y no tengo claro que te vaya a a gustar, pero riesgo es tu segundo nombre, así que en una tarde tonta, puedes ponerte con ella.

Saludos y mil gracias de nuevo a los dos!!!

El Rector dijo...

Yo me uno a las bonitas palabras de Adrián y el niño poseso y es que MissT, queda claro que cuando se trata de desmenuzar este tipo de propuestas digamos... "abstractas", no tienes parangón.

El principal problema de esto, es que al leer tu hipnótica opinión de la película, algunos, los memos prudentes, pueden pensar que detrás de ella, se esconde una película bastante más interesante de lo que en realidad es. Y con "bastante más interesante", creo que tiro de eufemismo, porque "Felt" es poco menos que una tortura de hora y media. No diría que sin pies ni cabeza (como en otras ocasiones), pero si de escaso interés. Al menos en mi caso. Y es que las metáforas, las simbologías y tal, están muy bien, pero como siempre digo, debajo tiene que haber algo más. No puedes tirarte hora y media mareando la misma idea sin contar nada que sorprenda, impacte o al menos, enganche. "Felt" no hace nada de ello. Juega a escandalizar, pero tampoco termina haciéndolo. Por lo que después del previsible desenlace, a uno le queda la sensación de haber perdido una gran oportunidad. Si, has visto algo curioso, con algunas imágenes bonitas y una cinematografía muy agradecida. Incluso la historia, pese a sus simpleza, hubiera dado con algo más de mala leche, para darle una vuelta mucho más retorcida y enferma al resultado final. No lo hace. No termina de explotar jamás y la frustración final es aun más acusada.

La prota lo hace bien, visualmente es agradecida y el final no deja de tener su "cosita", pero le faltan demasiadas cosas como para acercarse a la experiencia que podría haber sido y desde luego, no es.

Saludos.

Chanpoo dijo...

Coño... ¿la protagonista tiene cosita? A ver si es la segunda parte de "Der samurai"...
^________^
Ahora en serio. El Sr. Rector tiene razón (Como siempre. A sus pies, jefe): Miss Terror está tan buena... ejem... es tan buena, que hace que las películas suenen mejor. Miedo me da esta. Voy a picar; ya os contaré si gana la batalla la película o la reseña.

Missterror dijo...

Rector- Gracias amor-rector!!! Creo que opinamos exactamente lo mismo de la película, pero a mi no me pareció una experiencia tortuosa, no lo puedo llevar al extremo, como tú.
"Felt" es una propuesta simple, de una sola línea, muy estirada porque lo importante para ella es el concepto del terror de ser mujer en un mundo de hombres que no aceptas. Creo que es un error de base, puesto que la idea es facilmente entendible desde casi el inicio de la película, por mucho que el director opine que hay que machacar hasta el fin con ella para lograr que llegue el mensaje. La pena es que en la idea hay mucho potencial que nunca termina de tirar para arriba y se queda en una película muy plana. Creo que aparte de ese intimismo indie, Jason Banker debería haber explorado el mundo de la hemoglobina y la mala leche infinita.

Chanpoo- ¿y si te digo que ya había pensado en que podrías verlo como un "Der Samurai II", me crees? Es totalmente cierto ;)
No tiene nada que ver una con la otra, son propuestas diferentes. Eso sí, ambas utilizan los penes para llamar la atención sobre otros mensajes y en ambas esa utilización lleva a concluir que Pene=locura, así que por esta vez salgo ganando como mujer.
Muchas gracias por el comentario, al final voy a creer que me escribís todos estos piropos precisamente por ser mujer, jajaja.

En serio, gracias a todos!!!

Lore V. San dijo...

Maravillosa crítica, seguramente no me arranque a ver la película... pero he disfrutado muchísimo leyéndote.

Missterror dijo...

Lore V. San- Muchas gracias!!! Me alegro mucho de que hayas disfrutado leyéndome, eso es todo un elogio. Eso sí, al final me parece a mi, que flaco favor le he hecho a la película...veo que pocos os animáis a verla!!!

Saludos

Anónimo dijo...

si no se soban los pies entre ustedes...bueno.....

Missterror dijo...

Anónimo- pero con los pies siempre limpios, eso sí.

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.