miércoles, 24 de mayo de 2017

Crítica: Attraction

Fedor Bondarchuk ha conseguido desconcertarme. Su mezcla-fusión de cine de ciencia ficción con reminiscencias de algunas de las películas de Neil Blomkamp (Algo que se puede apreciar no solo en diversos momentos de la historia sino también en algunos de los carteles de la película como el que se puede ver en imdb), crítica social (Toda buena película de ciencia ficción parece tener que llevar aparejado un poso de crítica social. El miedo al inmigrante, al diferente, los movimientos nacionalistas que tanto auge están teniendo últimamente son mostrados en la cinta de Bondarchuk), enfrentamientos paterno-filiales e historias de amor a lo ‘Soy el número cuatro’, la saga ‘Divergente’ o ‘Crepúsculo’ (Y que sin llegar a la ñoñeria de alguna de estas cintas, es la parte mas floja de la película) consiguieron que ver esta cinta fuera todo un carrusel de emociones donde la confusión sobre que tipo de película estaba viendo primó por encima del resto.

Bondarchuk deja en ‘Attraction’ momentos realmente interesantes; unos de gran belleza (La escena de la amiga de la protagonista viendo desde la azotea de su casa la lluvia de meteoritos y la nave cayendo es sin duda uno de los mejores momentos de la película), algunos simplemente interesantes pero que acaban poco a poco desapareciendo de la historia, otros que el director o los guionistas no saben como resolver y que a la vista de como se cierran ciertas escenas tampoco es que a estos les importe mucho y finalmente algunos que no aportan demasiado y que distancian al espectador de la historia que el director ruso tiene entre manos, lo que sumado a la excesiva duración de la película (Un mal excesivamente extendido en el cine reciente) acaban dejando una extraña sensación.

‘Attraction’ se podría definir como una de esas películas prefabricadas para llegar a un gran sector del público pero cuya irregularidad hace que se quede en tierra de nadie. Ahora que sufrimos un constante bombardeo acerca de las relaciones entre Estados Unidos y Rusia y donde parece que una parte de la prensa está interesada en revivir los tiempos de la guerra fría, se podría decir que este ‘Attraction’ es una cinta de producción rusa rodada para competir con los productos que llegan desde Hollywood usando las mismas ideas y clichés de ese tipo de películas.

Una gran lluvia de meteoritos se aproxima a la Tierra. El espectáculo será de una belleza sin igual y cientos de personas se lanzaran a las calles a observarlo pero un meteorito golpeará a una nave alienígena en misión de observación y hará que esta caiga sobre una zona poblada de Moscú. Mientras el ejército intenta averiguar las motivaciones de los visitantes, la hija del general encargada del caso descubrirá que estos no son tan diferentes a nosotros.

Reconozco que me acerqué a ‘Attraction’ sabiendo mas bien poco, casi desde la mas pura inocencia, que su escena inicial en la que la protagonista evoca a su madre muerta me hizo pensar en cierto modo en la sensibilidad de ciertos recuerdos de ‘La señal’ de William Eubank y que los primeros momentos de la película (La presentación de los personajes en el instituto así como la lluvia de meteoritos) me parecen y con diferencia lo mejor de la cinta con lo que Bondarchuk consiguió captar mi atención. Pensaba que iba a estar ante una cinta de ciencia ficción de corte intimista pero no romántica, idea reforzada con las primeras escenas que muestran el típico y tópico enfrentamiento padre-hija pero el exceso de parafernalia militar de los siguientes minutos me despertaron del sueño de una manera un tanto abrupta.

Y puede que eso sea lo peor de esta película porque el toque romántico que los guionistas Oleg Malovichko y Andrey Zolotareve dan a la historia resulta mucho mas digerible y light que la de las películas americanas con las que esta ‘Attraction’ es fácilmente comparable. Pero hemos de ser honrados y reconocer que esta parte de la película está dirigida a un público excesivamente adolescente (Dicho esto con el mayor que los respetos) lo que deriva en que la carga crítica de la película pueda quedar por momentos diluida frente a la relación entre Yulya y Hijken. Los movimientos totalitarios que quieren cerrar fronteras para que los inmigrantes no puedan entrar, aquellos que reclaman como propia la tierra que pisan no salen muy bien parados (Y hasta aquí puedo leer, no quiero hacer spoilers) pero aunque la cinta de Bondarchuk posee un gran componente político y crítico, este da mas importancia a la historia de amor. Da la sensación de que el director y los guionistas han lanzado la piedra pero han escondido la mano.

‘Attraction’ es una cinta que en un principio atrae pero a la que le sobran por lo menos 20 minutos. A pesar de mostrar ideas interesantes y escenas que poseen bastante fuerza, la cinta de Bondarchuk resulta demasiado deudora del cine de Blomkamp lo que puede hacer que el espectador aficionado al cine del sudafricano vea en esta película una simple copia con demasiada carga romántica. Pero hay algo que al menos en mi caso me resultó sorprendente y es que al acabar la película me di cuenta de que les había cogido cariño a Yulya y Hijken. Interesante aunque a todos aquellos que no os gusten las películas distopicas o de ciencia ficción rodadas para un público adolescente es probable que esta no sea vuestra película.


0 comentarios:

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.