sábado, 20 de marzo de 2010

Crítica: Autopsy

"Autopsy" es una de las películas mas incoherentes y por que no decirlo, absurdas, con las que me he topado últimamente, un argumento con mas agujeros que un queso de grullere y una insana atmósfera de vieja película de serie B, son sus principales señas de identidad. Ahora bien, ¿merece la pena su visionado? Sin duda. Opera prima del debutante en la dirección Adam Gierasch, quien por el contrario tiene una larga experiencia como guionista, no en vano a trabajado en películas como "Mother of Tears" de Dario Argento, o "Mortuary" de Tobe Hooper, y que tiene previsto para este mismo año, la finalización de su segundo larga duración, el remake de "Night of the Demons", con el que seguro su nombre, ganará en popularidad, ya sea para bien o para mal.

Gierasch nos presenta pues, una película de terror que recupera la vieja fórmula del científico loco, con un siniestro hospital en Louisiana como marco de fondo, donde llevar a cabo sus oscuros propósitos. Para ello, se las apaña para reunir en el, a un grupo de jóvenes (como no podía ser de otra forma) con los que poder poner en práctica su peculiar visión de la medicina, y es ya en este punto donde nos damos cuenta de que si queremos disfrutar de la película, vamos a tener que abrir nuestra mente, comenzar a dar credibilidad a lo increíble y prepararnos para un sinfín de situaciones inverosímiles que no tendrían cabida en ningún otro filme, que no fuese en uno como el que nos ocupa, como por ejemplo la secuencia inicial, donde después de atropellar a un hombre en plana noche en una solitaria carretera secundaria y de aparecer como por arte de magia de la nada, una ambulancia, de la cual salen dos tipos vestidos de enfermeros (que tienen pinta de todo menos de enfermero) y meten de forma violenta al agonizante hombre dentro del vehículo justo antes de atarlo de pies y manos, el grupo de jovencitos decide acompañarlos para ser atendidos en un hospital, que al llegar, descubren que está totalmente desierto, con ellos como únicos pacientes (no deben tener ni idea de lo que es la seguridad social en España) y una extraña enfermera que los irá mandando al doctor de uno en uno. Aceptar situaciones como esta, es un requisito fundamental para poder disfrutar de todo lo que "Autopsy" tiene por ofrecer, que no es otra cosa que una historia macabra sacada de algún viejo serial radiofónico, repleta de sangre, situaciones desagradables y la oportunidad para que su actriz principal, la emergente Jessica Lowndess, (que aquí demuestra que es algo mas que una cara bonita) se luzca con una interpretación de lo mas creíble dentro de este increíble universo que es "Autopsy".

El desarrollo de la historia está pues, cantado. Tenemos un grupo de gente, un hospital desértico y una oscura noche de tormenta. Todos los ingredientes necesarios para pasar un buen rato sin muchas complicaciones a costa de los pobres muchachos, que serán víctima de todo tipo de dudosas prescripciones médicas por parte del Dr. Benway, que no es otro que el actor Robert Patrick, también conocido como el T-1000 de "Terminator 2", que aquí hace bueno el término "matasanos". Es cierto que la capacidad de sorprender de la cinta, es prácticamente nula, y que no aporta nada nuevo respecto a otras películas similares, pero esto no tiene que ser un inconveniente para una propuesta tan sincera y directa como "Autopsy", que huye de los estereotipos visuales que suelen acompañar a las "teen movies" y nos adentra en una lúgubre atmósfera de misterio que le da un toque muy particular a la cinta.

En el reparto, a parte de los mencionados Jessica lowndess y Robert Patrick, encontramos también a otros actores relativamente conocidos, es el caso de Michael Bowen, al que hemos podido ver en la genial serie "Perdidos" en el papel de Danny Picket o en el remake de "La última casa a la izquierda", que aquí da vida a uno de los infames secuaces del Dr. Benway junto al actor Robert LaSardo, también conocido como el calvo con perilla y el cuerpo tatuado, sin ir mas lejos se le pudo ver junto a Jason Statham en "Death Race". Y por supuesto, la actriz Janette Goldstein, una pequeña eminencia dentro del fantástico, por mencionar alguno de sus trabajos, interpretó a la soldado Vasquez en "Aliens" e incluso participó junto a Patrick en "Terminator 2". Aquí se pone en la piel de la enfermera Marian. Una bellísima persona.

Conclusión, "Autopsy" es una película de terror honesta y directa, que deja muy claras sus intenciones desde el principio, con una historia tan absurda como encantadora, además de estar repleta de violencia y altas dosis de casquería. Por desgracia, el incoherente guión, puede hacer que mas de uno no llegue a tomársela en serio.


0 comentarios:

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.