lunes, 17 de septiembre de 2012

Crítica: La Matanza de Texas 3

Era viernes y llegaba a casa después de beber unas cervezas con un viejo grupo de amigos, uno de esos que prácticamente solo quedas para beber cervezas y hacer planes que nunca serán llevados a cabo por lo insensato de los mismos cuando piensas en ellos la mañana siguiente. Con esto quiero decir que fueron unas cuantas las que bebí esa tarde. Como no era demasiado tarde, decidí revisar mi email antes de desparramarme en el sofá e irme a dormir.

Entre correos de diversa índole había uno de esta (vuestra) casa, invitando a los colaboradores a hacer un especial veraniego “Matanza de Texas”. De puta madre, pensé, nadie había respondido aun y tenia la opción de elegir la “matanza” original para hacer la review. Pero luego me dije a mi mismo (malditas cervezas): debe haber miles de reviews de esa película, mejor hacerla de la mas chusca; mas divertido! Solo recordaba la primera secuela de la saga y la recordaba chunga de cojones, así me decidí que la tercera parte debía ser mas demencial aun y por esa me decidí. No me equivocaba, de hecho creo que me quede corto pensando que solo seria un poco peor que la segunda. Incluso albergaba una pequeña esperanza, iluso de mi, de que pudiera ser una película decente. Pero no. Y aquí estoy para contaros mis reflexiones y aportar mi humilde opinión en este especial “Matanza de Texas” queridos lectores y lectoras. Vamos a ello.

“La Matanza de Texas 3” es un película de 1990, y aunque no suelo ser amigo de fijarme demasiado en datos insulsos de este tipo, creo que en este caso es importante para poner en contexto a la peli. Esta tercera entrega de la saga se realiza diez y seis años después de esa absoluta obra maestra que es “La Matanza de Texas” (Tobe Hopper, 1974). Pues diez y seis años después se intenta repetir, paso a paso, no ya solo lo visto en la película original, intentando volver a la senda inicial después de esa secuela y ese intento de comedia (comedia por decir algo) , sino también repetir una formula después de una década entera (la de los ochenta) donde hubo miles (literalmente) de slashers que bebían directamente de “La matanza de Texas”. Después de una película que prácticamente dio origen a un genero nos llega un entrega de la saga que es incluso peor que muchas de las explotation, y todo esto ocurría cuando el genero estaba ya prácticamente muerto y enterrado. Mal y tarde como se suele decir. Esa típica coletilla de “Era necesaria?”, se la debieron hacer muchos en su estreno.

Aun así, si sois fans del ambiente y del característico hedor que desprende este tipo de películas, del american gothic en general, la película ofrece sus momentos, contiene putrefacción en todos los sentidos, su pequeño elenco de mentes enfermas, es lúgubre, y joder, al fin y al cabo la película trata sobre una familia de caníbales desequilibrados mentales del medio oeste profundo americano, algo (por poco que sea) tiene que molar!

El problema es que el guion es como la atmosfera: putrefacto y enfermo, no sabemos si por ir en harmonía con la ambientación, pero la cuestión es que el resultado es tedioso y denso como el chapapote. Hay momentos que irritan y aburren a mas no poder y la peor parte se la lleva lo inconexo, absurdo y ridículo de muchas de las situaciones y como se relacionan unas con otras. El primero y mas evidente disparate es que Leatherface estrena mascara… y familia completa (y aumentada). ¿Pero en que quedamos, se trata tal vez de un remake y no de una secuela?

Malentendidos aparte, en este tercera entrega nuevamente volveremos a revivir como nuestros queridos personajes, entre ellos nuestra protagonista, se detiene a repostar en una gasolinera en mitad de la solitaria y hosca Texas donde serán atacados por el encargado de la misma aunque lograran huir del lugar no tardaran en... luego, bueno… en realidad es lo de siempre. El muestrario de freaks caníbales con algunas novedades interesantes y entre ellas, otro de los puntos rescatables de la película, un joven y primerizo Viggo Mortensen que empieza a labrarse una lenta y a la postre exitosa carrera cinematográfica a raíz de su papel de hermano carnicero de Leatherface. Y espero que no les importe que deje hasta aquí los comentarios sobre las interpretaciones del resto de actores… hay cosas que es mejor dejarlas a un lado y que sean ustedes mismos los que se horroricen con las mismas.


En algunos momentos he albergado serias dudas si es peor esta tercera o bien la segunda entrega de la saga (compadezco al compañero al que haya tenido que re visionar esa película durante una ola de calor en pleno agosto), a mi particularmente ese intento de comedia gore no me llegó en absoluto.

Aunque “La matanza de Texas 3” no es una película totalmente desastrosa, si tengo que decir que es floja. Si sois muy fans de la saga… bueno, si sois muy fans de la saga seguramente ya la halláis visto, sobretodo para quitaros ese regusto que seguro que os dejó la segunda parte. Y si sois primerizos en la saga, no la habéis visto y “La matanza de Texas” os dejó ganas de más, echarle el guante a esta tercera entrega que por lo menos os hará un poco mas llevadera la ausencia del amigo Leatherface hasta que alguien se digne a hacer algo con la saga que pueda estar a la altura.

6 comentarios:

thewronggirl dijo...

Hombre, yo la vi por Viggo Mortensen y es muy mala. Él sale muy guapo, como siempre.
A mi me bastó xD

Dr. Gonzo dijo...

Es mala, sí, pero yo me lo pasé bomba con la nueva cuadrilla de Leatherface y su motosierra tuneada jaja

Blanch dijo...

Ash, estoy contigo. La peor de toda la saga. Pero que maaaaaala!!! Yo también la vi por Viggo... ejem.

El Rector dijo...

Que si joder, que Arag... quiero decir, Viggo es muy majo, pero vaya, que si tiene que ser ese el reclamo para alguien que no la ha visto, apaga y vamonos.

No obstante, la veré, la veré... que el trancos está que se sale :)

Saludos.

Darkotica dijo...

Jajaja! Teniendo en cuenta que ya no hace tanto calor, por lo que esa excusa ya no me vale...definitivamente pienso que estamos muy enfermos. Porque, como ya he dicho antes, tengo que revisionar la 2, 3 y 4 de la Matanza porque apenas las recuerdo, y obviamente, tampoco recordaba que aquí el hermano de Leatherface fuera Viggo Mortensen (¿What is possible?), pero cuando lo he leído en la crítica de nuestro compañero Ash, he pensado que si salía este hombre, su visionado ya merecería la pena...Luego bajo y leo el resto de comentarios y me doy cuenta de que, definitivamente, Blanch tenía razón...tenemos el mismo desorden mental!XD

Rector, por ver a tu hermano, tu capitán...tu Rey, debes hacer lo que haga falta jeje!

Missterror dijo...

Otra entrega fallida!!!!!

Coincido en que aún esta tercera parte era mejor que la segunda, que era de traca...pero aún así es muy mala!!!

lo de "adornar" la motosierra, como comprendereis queridos mios, fue como beber café con sal, las nauseas fueron inmediatas...

eso sí, Viggo Mortensen, guapísimo...(manda huevos que sea lo que se destaque en una matanza de Texas...)

saludos!!!!!

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.