domingo, 14 de octubre de 2012

Sitges 2012: Críticas: Sinister, El Bosc, Sightseers, Blood C: The Last dark

 
OTRA DE TERROR DOMÉSTICO

Ellison (Ethan Hawke) es un periodista escritor de novelas policiacas basadas en hechos reales, que jamás ha podido repetir el éxito de su primera obra y, desesperado por conseguir una historia truculenta que le sirva para un libro de éxito, se muda con su mujer Tracy (Juliet Rylance) y su hijo Trevor (Michael Hall D’Addario) a un nuevo hogar en el que, años atrás, los cuatro miembros de una familia aparecieron colgados de un árbol, de forma ritual, mientras la hija más joven desapareció. En el ático de la casa descubre, casualmente, una caja con extrañas películas caseras malditas a lo “The Ring” de las familias que vivieron en la casa en formato Super 8, y en las que también se reflejan sus asesinatos, todos con la misma ritualidad.

Horrorizado y al mismo tiempo fascinado por el descubrimiento, Ellison va profundizando cada vez más en los hechos relacionados con el edificio, y descubre, gracias a un experto en ocultismo, el profesor Jonas (Vincent D’Onofrio), que están relacionados con una entidad sobrenatural conocida como Bagul. Un ser de quien se dice que se alimenta de las almas de los niños.

El director Scott Derrickson (“Hellraiser V: Inferno”, “El exorcismo de Emily Rose” o el remake de “Ultimatum a la Tierra”) y el guionista C. Robert Cargill recuperan el llegar a cuestionar instituciones como la familia tradicional como bien hicieron muchas películas de terror de los 70 con la lenta destrucción del núcleo familiar debido a la influencia de la fuerza maligna anidada en un edificio como sucede en “El Resplandor”. Esto sucede en pleno contexto de crisis económica con el tambaleo de los valores tradicionales que eso supone. Esta es la temática de “Sinister”. El productor de la saga “Paranormal Activity”, “Insidious” y “The Lords of Salem” quedó encantado con la idea especialmente porque era una idea de género y de bajo presupuesto que además se escribió en tan solo cinco semanas. Por lo tanto, estamos ante una película dentro de la categoría de cinta de casas encantadas, niños sensitivos y extrañas entidades ultraterrenales.

Lo triste del caso es que previsiblemente al final la historia se desinfla y se echa a perder en giros absurdos e injustificados.

Como dato curioso, en Sitges en su primer pase se corto la proyección a mitad de la película. Los espectadores estuvimos cinco minutos a oscuras hasta que se encendieron las luces y por megafonía se anunció un fallo técnico que duró quince minutos. Posiblemente debido a la tormenta o para los que tienen más imaginación debido a un ente maligno.

LO MEJOR: El misterio de la primera media parte.

LO MENOS BUENO: La segunda parte es floja y poco original.



DRAMA CON TOQUES FANTÁSTICOS

Una familia del Bajo Aragón esconde un secreto ancestral: dos veces al año, por la noche, cerca de su masía aparecen unas misteriosas luces, un fulgor sobrenatural, entre la maleza de un extraño bosque. Según la tradición familiar esas luces son una puerta que conduce a otro mundo, del que no se puede volver. Cuando, en 1936, estalla la guerra civil, las milicias anarquistas toman el poder en el Bajo Aragón, y Ramón, el cabeza de familia de la asía, es perseguido más por razones personales que ideológicas: el “Cojo”, uno de los anarquistas del pueblo, está enamorado de Dora, la mujer de Ramón, y trata de aprovecharse de la situación. Dadas las circunstancias, Ramón se ve obligado a cruzar el umbral de las luces. Dora tendrá entonces que afrontar la soledad y el acoso del Cojo. Para sobrevivir a la guerra y sus penalidades, Dora solo contará con la ayuda de Gernsback, un oficial de las Brigadas Internacionales, o “Lo Fusteret”, un viejo anarquista enfrentado con el Cojo.

El film de Óscar Aibar (“Platillos Volantes”, proyectado en esta edición dentro de la Sección retrospectiva Neo Culte Focus) habla de las envidias y contiene un triangulo amoroso y de deseo entre los tres protagonistas (la pareja y el Cojo) con una guerra entremedio. En unos tiempos en los que las rencillas de antes de la guerra se convertían casi en una sentencia de muerte, “El Bosc” retrata fidedignamente las miserias de la guerra en un pequeño pueblo donde tener más que los demás era mal visto y donde todo se debía compartir (porque en el film se muestra el bando republicano) voluntaria o por la fuerza.

“El Bosc” sigue los pasos de obras como “El espinazo del diablo” (2001, Guillermo del Toro), “El laberinto del Fauno” (2006, Guillermo del Toro) o “Insensibles” (2012, Juan Carlos Medina), proyectada a competición en esta edición, que revisan los tiempos de la Guerra Civil española des de una perspectiva fantástica. En el caso de “El Bosc” son pinceladas, porque la historia gruesa se haya en el drama bélico o las miserias de la gente en tiempos de guerra y no tanto en esa luz verde que aparece en el bosque y lo que hay tras el umbral. Valiente propuesta de cine catalán rodado en catalán que merece echarle un vistazo.

LO MEJOR: La dirección artística.

LO MENOS BUENO: El fondo fantástico es insuficiente y está desaprovechado.



 
ASESINOS NATOS VERSIÓN COMEDIA

Ben Wheatley es bien conocido en el Festival de Cine de Sitges por su película “Kill List” que se proyectó en la edición anterior del certamen. “Sightseers” es su nuevo largometraje que vendría a ser una especie de “Bonnie and Clyde” o “Asesinos natos” en versión comedia negra.

Cuando Tina, una joven apocada que vive con su madre, conoce a Chris, este decide llevarla de viaje en caravana de vacaciones. El viaje idílico da paso a una sarta de salvajadas. Los impulsos criminales de Chris sorprenderán a Tina y ésta a su vez los imitará como toda pareja normal con una afición en común. Solo que esta afición es matar y robar. Una historia que en sí misma ya es una vuelta de tuerca dentro del género de la road movie.

Alice Lowe, Steve Oram y la participación de Amy Jump nos ofrecen un guión cargado de situaciones y diálogos de humor inglés que nos arranca la carcajada en muchas ocasiones. El reparto protagonizado por Alice Lowe y Steve Oram encaja a la perfección con una pareja atípica. De hecho, a parte de compartir su interés por el homicidio y el robo (atención a la escena del perro), son propicios a copiar las aficiones de las personas y parejas que se encuentran en el transcurso de su viaje, como por ejemplo hacerse fotos jodiendo.

Otro film de presupuesto modesto que demuestra que no hacen falta rebuscadas ideas para divertirnos y entretenerlos. En su guión y dirección radica toda su esencia. La fotografía viene a cargo de Laurie Rose, el montaje por Amy Jump, Ben Wheatley y Robin Hill, y la música por Jim Williams.



 
LA MÁS FLOJA DE LA SAGA

“Blood-C: The Last Dark” (2012) se basa en una serie de anime producida por el estudio Production I.G. con la colaboración de Clamp y dirigida por Naoyoshi Shiotani. Blood-C es la continuación de la franquicia de Blood, siendo su predecesor “Blood +”, y lamentablemente es la más floja. Pese a ser una continuación directa de la serie, se desmarca del estilo de ésta y no consigue retomar la esencia del primer OVA.

Los responsables son el guionista Jun’ichi Fuijsaku y Nanase Ohkawa. Su historia no interesa, ni los combates tienen ningún tipo de especialidad admirable. Como film independiente no termina de funcionar. De hecho, el espectador no tiene claro si es una secuela de la serie o el manga o una precuela. La narración del film es simplemente caótica. La acción discurre en una sucesión de escenas sin una conclusión interesante. Aburrida, sería el calificativo de la película. También cansina, especialmente por los personajes que acompañan a la protagonista. Un grupo de chavales hackers ruidosos que no dejan de teclear los botones de su ordenador ni por un instante y uno se pregunta: “¿qué mierda estas escribiendo tanto?”. De hecho, hay una niña que escribe hasta con los dedos de los pies. A cuatro bandas, con dos teclados y sin parar.

El diseño de las criaturas tampoco es impactante y la calidad visual no está a la altura de anteriores trabajos de la franquicia, porque parecen haber sido dibujados con desgana.
 
Además, para más inri, la película tiene una dirección pobre especialmente en las escenas de acción cuyos planos y escenas no consiguen transmitir emoción.

“Blood C” comienza en un vagón del metro de Tokio, por la noche. Un pasajero comienza a convulsionarse y se convierte en un monstruo sediento de sangre atacando al resto de viajeros. El caos se desata pero una joven de pelo oscuro y ojos rojos no se amilana y ataca a la criatura. Su nombre es Mana. Film de terror de vampiros con toques de acción y elementos sobrenaturales, que compite en la Sección Oficial de largometrajes de Sitges 2012.
 
 

8 comentarios:

Diavola dijo...

Justo ayer vi "Sinister"...

No sabia nada sobre la publicidad que la envolvia de "los productores de...", pero segun la vi, casualidades (o no tanto) me recordo vagamente...

Probables SPOILERS:

- En cierta medida a "Insidious", y hablo del perfecto uso de la musica y los sustos, y tambien todo lo referente a monstruo, casa maldita, cambio de casa que no sirve para nada, etc.

- A "Paranormal Activity" en que, cada noche ocurre una cosa diferente que va caldeando el ambiente, y que contrasta con la relativa tranquilidad que ofrece el dia. Y tambien el rollo de que, como en la anterior... No es la casa, no.

Dicho esto, me quedo una sensacion amarga con "Sinister". Ethan Hawke a mi entender, tiene demasiado peso en la trama, con personajes a su alrededor desdibujados, sino directamente ridiculos (el policia). Eso si ethan Hawke, aunque no brilla, esta correctisimo.

Pero lo que mas me jodio fue precisamente que en "Sinister" el guion (?) esta al servicio de los sustos, y no al reves. No hay una verdadera historia que contar, solo una excusa para meter imagenes tetricas y subidas de volumen a toda hostia... Una cosa muy sencillita que ademas se ve a la legua que no saben ni como terminarla.

Es una pena, porque si "Sinister" hubiese tirado mas hacia una investigacion seria de los acontecimientos, o incluso la ya trillada esquizofrenia o alguna psicopatia, estoy segura de que aun callendo en algun topico, hubiese resultado mucho mejor.

Un saludo.

Anónimo dijo...

SINISTER

La verdad esque con sinister, pase miedo, medio de verdad, sobre todo con esas cintas en super 8 que ponían los pelos de punta, tan tétricas y tan jodidamente perfectas, creo que es el punto fuerte sin duda. La película por lo general se desarrolla bien, desvela cualquier parecido a films como La morada del miedo o a El Resplandor, al principio de esta. nos conduce en todo momento a una oscuridad que te envuelve y te atrapa, tan morbosa, que a pesar del miedo no puedes apartar la vista del la gran pantalla.Pelicula de sobresaliente hasta la nueva mudanza, los ultimos 10 minutos mas o menos... Donde al parecer Scott Derrickson decicio que tenia hambre y hizo un cutre final que te dejaba con un muy mal sabor de boca. Muy buena película para tan triste final, y me sorprende que en las criticas que he visto no se haya comentado el final que es lo único que he podido apreciar bastante amargo de este film de terror. Dicho esto recomiendo la película , porque parareis un muy buen rato de terror, aunque yo de vosotros, los 10 minutos restantes me iría de la sala y pensaría en un final alternativo;)

Lluís dijo...

Hablo de Sinister, para mi una de las películas que abordan el género de terror de una manera absolutamente magistral, añadiendo esos elementos típicos del género que creí olvidados. Un gran descubrimiento y la alabo porque su argumento está muy bien seleccionado y trabajado, original y lleno de situaciones angustiosas que elevan a esta cinta a un sobresaliente más que merecido.

Anónimo dijo...

es una mierda pincha en un palo, me da mas miedo pensar en kevin bacon...............y el monstruo este parece michael jackson xD

Anónimo dijo...

rectifico, si quereis ver a michael jackson ...ver la pelicula. Un saludo al nido de cuervos.
Alguien se acuerda de aquella serie de korky?

El Rector dijo...

Sobre Sinister... HORRIBLE. Otro claro ejemplo de "terror" mainstream que lo único que hace es poner en pantalla grande todos los tópicos del género para el disfrute de las últimas filas del cine.

La historia de siempre, contada además sin chispa alguna que aburre hasta a las ovejas. Todo previsible y en este caso para más inri, cutre, muy cutre, con unos maquillajes de los fantasmas de vergüenza ajena y ni un solo susto destacable. Muy poquito más, por no decir nada.

Para olvidar.

Saludos.

Missterror dijo...

Sobre "Sinsiter", pese a parecerme mediocre, romperé una lanza sobre su final, que para mi, precisamente es lo más destacable. SPOILER- al menos no termina como el 99% de las cintas de este tipo, que es con la familia amenazada por entidades oscuras, y después de haberlas pasado putas, felices porque ya están a salvo, aquí todos acaban bien jodidos, y de vez en cuando este tipo de finales pesimistas son lo que añaden sal a una comida sosaina.

saludos

El Rector dijo...

Missterror, ya que mencionas el desenlace, SPOILER te diré que ni siquiera ahí cumple (porque que iban a terminar mal, se sabía desde los primeros quince minutos), pues puestos a buscarle algún interés a la película (y debo hacer un gran esfuerzo para ello), era precisamente el saber, de que macabra forma iba a morir la familia del amigo Hawke... y es que ni eso.

Para mi, una gran tomadura de pelo.

Saludos.

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.