Crítica: Diablero (varios, 2018) Crítica: Patient Zero (Stefan Ruzowitzky, 2018) Crítica: Lucero (Norberto Ramos del Val, 2015) Crítica: One Cut of the Dead (Shin'ichirô Ueda, 2018) Crítica: Tideland (Terry Gilliam, 2005)

domingo, 23 de diciembre de 2018

Crítica: A Ciegas

Nos debía una Netflix, una bien gorda, después de hacernos perder el tiempo sobremanera con el enésimo tostón telefilmero sobre las miserias de internet. Si “Cam” (Daniel Goldhaber, 2018), viene a ser el producto tipo del Netflix low cost que intenta mirarse en el espejo de Blumhouse, que no suele salir bien y del que hay que huir como del mismísimo diablo, “A Ciegas” (“Bird Box”, Susanne Bier, 2018) representaría como nadie la otra cara de la moneda, la del Netflix más ambicioso que no escatima en recursos para intentar ofrecer el mejor producto de género posible. Y he de decir que en esta ocasión y pese a la presencia de una Sandra Bullock que no es santo de mi devoción, la nueva película de Susanne Bier me ha supuesto, quizás, la última gran sorpresa agradable de este 2018.


“El Incidente, referencia insultantemente evidente a la hora de hablar de la cinta de Bier y a la que apenas se le han dado un par de capas de fino maquillaje”


Y eso que así a primera vista, no parece este un carro fácil al que subirse desde el punto de vista del espectador más escéptico. La presencia de Bullock, más allá de fobias personales, no suele ser ningún buen presagio y mucho ha llovido ya desde su momento de apogeo y de aquellas “Demolition Man” (Marco Brambilla, 1993) o “Speed” (Jan de Bont, 1994), como tampoco lo es de un tiempo hacia aquí la de un John Malkovich venido (muy) a menos en estos últimos tiempos. Tampoco la historia, en ninguna de sus dos ramificaciones, parece ofrecer algo que sea minimamente original, más bien un refrito adaptado para la ocasión de películas ya vistas, algunas recientes y muy exitosas.

En realidad, los más que razonables parecidos de “A Ciegas” (“Bird Box”) con otras historias de terror vistas ya en la gran pantalla, no tienen tanto que ver con el imaginario de Eric Heisserer, guionista de la obra, sino más bien con Josh Malerman, autor de la novela original homónima del año 2015 en la cual está basada la película, publicada siete años después de que se estrenara “El Incidente” (“The Happening”, M. Night Shyamalan, 2008), referencia insultantemente evidente a la hora de hablar de la cinta de Bier y a la que apenas se le han dado un par de capas de fino maquillaje con respecto a la película del gurú hindú del fantástico. Recordemos en aquella, una misteriosa fuerza transmitida por el aire inducía a la población al suicidio. En esta ocasión, se modifica tan solo el método de propagación del “virus”, lo cual nos lleva de forma irremediable a la otra gran “influencia” del filme, “Un Lugar Tranquilo” (“A Quiet Place”, John Krasinski, 2018).


“apropiado también el recuerdo a Cell, pues mucho bastante hay de Stephen King en la historia que nos ocupa”


Netflix cambia aquí de táctica y se aleja de los habituales preliminares con los que intenta adornar según que propuestas y pone toda la carne en el asador desde el minuto uno en un ejercicio de autoconciencia de que si quiere pescar al espectador, no lo hará en esta ocasión, con un material tan reconocible entre manos, a base de estirar la goma. Por ello, “A Ciegas” propone uno de esos prólogos espectaculares que si bien no son de manera necesaria sinónimo de un buen viaje (ahí tenemos al “Cell” de Tod Williams como buen ejemplo de ello), al menos sí consiguen que el espectador preste para la causa, aunque tan solo sea por un rato, todos sus sentidos.

Y la verdad es que razones no faltan, pues esta obertura a bombo y platillo es todo un festín de macabra mala baba y bonitos fuegos artificiales. Creo que no me lo pasaba tan bien con una primera toma de contacto desde aquel estallido de lujuria zombie que fue “Amanecer de los Muertos” (“Dawn of the Dead”, Zack Snider, 2004), sin querer por supuesto entrar en una imposible e injusta comparación entre ambos filmes, pues la película de Snyder, evidentemente, juega en otra liga, una de un solo equipo. Y es apropiado también el recuerdo a “Cell”, pues mucho bastante hay de Stephen King en la historia que nos ocupa, supongo que autor de cabecera de Josh Malerman, viendo los caminos por los cuales transita su relato.


“A Ciegas es una propuesta que engancha, interesa y deja algún que otro espectacular destello de primigenio cine de género”


Como decía, la historia se divide en dos tramas distintas pero complementarias, una de corte más tradicional, enésima incursión en el cine apocalíptico tan propio del citado King, con un Malkovich que sostiene la función tal y como le era habitual en sus buenos tiempos y un buen puñado de macabros episodios que se van sucediendo dentro de una previsibilidad que asusta, y otra, que tiene mucho más que ver con el terror de corte minimalista que tanto se estila hoy en día, donde los parecidos con “Un Lugar Tranquilo” son una vez más, para ponerse colorado. Ahora no se trata del oído, se trata de la vista, con el mito de Medusa y las Gorgonas como telón de fondo, pero la fórmula viene a ser la misma.

Un desarrollo a dos bandas de la historia, donde gracias a lo que vemos en la primera, iremos entendiendo buena parte de lo que sucede en la segunda, hasta llevarnos a la típica cura de moralidad con la que suelen intentar adoctrinarnos algunas producciones de género y que sin duda algunos, entre los que me cuento, encontrarán innecesarias. No obstante, al igual que en otras ocasiones, este es un mal aislable dentro de la ecuación y no tiene porqué perjudicar el resultado final de la película, por más alergia que uno le tenga a este tipo de artificios sensibleros e incluso aleccionadores. Y es que “A Ciegas” es una propuesta que engancha, interesa y deja algún que otro espectacular destello de primigenio cine de género, pese a que peque de previsible en gran parte de su metraje y abuse, una vez más por parte de las producciones venidas de Netflix, de cierto tufo propagandístico en lo que a rectitud moral se refiere, por no hablar de la dudosa autoría de buena parte de las ideas que el filme maneja.

Destacar en esta ocasión en clave negativa, la intrascendente banda sonora del filme compuesta por Trent Reznor y Atticus Ross, muy lejos de las grandes partituras que nos han regalado en otras ocasiones y que aquí, pasa sin pena ni gloria y sin el menor impacto sobre el filme.

Lo mejor: El prólogo, algunas muertes evocan a terror clásico de erotismo pasado. Y el personaje de John Malkovich, aunque típico y predecible (como todo el filme), un hijo puta adorable.

Lo peor: Todo se ve venir a leguas, cuesta cogerle el pulso al odioso personaje de Bullock y el desenlace, que como siempre que hay niños de por medio, parece abocado por decreto ley, a un mismo y único destino.


22 comentarios:

Art0rius dijo...

En mi modesta opinión este monstruo de frankenstein filmico no merece ni el aprobado. Se dedica, como bien dices, a fagocitar ideas e incluso escenas literales de las obras de Shyalaman y King, por no hablar de que es un pornográfico exploitation de "Un lugar tranquilo". Sin querer caer en el spoiler, los personajes son irritantes del primero al último, quizá salvandose solo el buen Malkovich que, aunque muy disminuido actoralmente, sigue dando guerra. Bullock pocas veces ha estado más insoportable, los plagios se suceden sin cesar, el ritmo es tedioso a más no poder, y el final....Diox que final. Moralina barata, sensiblera, y proselitista de los valores familiares. Para mi de lo peor del año.

Anónimo dijo...

Absolutamente de acuerdo contigo y ArtOrius, hubo un momento-SPOILER-, cuando la Bullock debía elegir entre los dos niños, en que crei que la película tomaba el camino que debía haber tomado desde el principio, pero la escena terminó con dos niños de cinco años -con ojos vendados y sin saber nadar- salvandose de los rapidos.-FIN DE SPOILER- Un tema aparte para mi eran primeros planos de Sandra, me sacaban de la pelicula, en lo único que podía pensar era adónde habían ido sus expresiones. Una pena, una cara tan bonita habría tenido hermosas arrugas. Saludos. Adrián.

El Rector dijo...

ArtOrius, veo que coincidimos en el análisis de las cosas negativas (a excepción de ese ritmo tedioso, que a mi no me lo ha parecido en ningún momento), evidentes todas ellas, pero como bien comentaba hace poco Astinus, la incesable y necesaria búsqueda de la originalidad no debe de ser un impedimento para que en ocasiones, podamos disfrutar de exploitations tan descarados como es este siempre y cuando se den razones para ello y en este caso, a mi me las ha dado de sobras. Me flipan este tipo de ficciones apocalípticas de corte sobrenatural sin más explicación y más allá de los parecidos razonables, lo que mas me ha pesado ha sido no tanto el tono moralista, algo bastante habitual por desgracia, más bien el enésimo edulcoramiento del relato por el mero hecho de que haya críos de por medio.

Adrián, es que esa escena es un punto de inflexión en la película, para mal, claro. Desconozco si la novela original así lo narra, pero teniendo en cuenta la facilidad con la que la industria se toma licencias a la hora de "reimaginar" adaptaciones de todo tipo a conveniencia, "A Ciegas" exigía a gritos que ESA secuencia, se hubiera resuelto de otra manera bien distinta. Lo cual de paso, nos habría ahorrado el bochornoso desenlace.

Y lo de la Bullock también es algo que me aterra 8aplicable a otras actrices que han pasado por el "mutatorio"). Y parece que "Demolition Man" fue ayer...

Saludos.

godofredo rudel dijo...

Por lo que veo, todos ustedes coinciden en lo negativo. No me resulta para nada satisfactorio. Vuestros comentarios.

El Rector dijo...

Godofredo, que coincidamos o que lo hagamos en lo negativo? En fin, intentaremos resultarte más satisfactorios en el futuro :)

Saludos.

godofredo rudel dijo...

Es simplemente mi parecer, no soy la verdad revelada

FELICIDADES

El Rector dijo...

Godofredo, desde luego, muy revelador no eres, no.

Gracias. Igualmente.

Saludos.

Diego Castaneda dijo...

Muy acertada la crítica pero creo que 7/10 es ser demasiado caritativo, de mi parte le doy un 4-5/10, es una copia descarada y mal hecha de "A Quiet Place" con influencias de las películas mencionadas, solo han cambiado algunas cosas y lo han querido vender como algo innovador, en algunos sitios en internet ya la nombran como una obra maestra de terror y yo no sé que han visto o si hemos visto la misma película pero seguro les han pagado para decir eso.

Muy predecible, actuaciones de regulares tirando a malas, historia casi calcada de otras películas, en algunos momentos como bien lo menciona el Rector tiene algún destello del género pero es algo efímero. Una película olvidable que lamentablemente estará en boca de muchos durante estas fechas.

Saludos.

Missterror dijo...

Yo tampoco soy tan entusiasta con "A Ciegas"como tú, Rector. Coincido en que está bien rodada y que el prólogo es de largo lo mejor de la película. El desarrollo a mí se me hizo demasiado pesado, aunque no estoy siendo demasiado objetiva porque reconozco que todos estos mundos apocalípticos con dos o tres supervivientes en perpetua alerta, ya me tienen bastantes saturada, pero ojo, esto son ya fobias mías. El caso es que se huele a kilómetros la moraleja final y cada veza que oyes "niño y niña" se te va haciendo todo bola y no hay quien lo trague.
Coincido con Adrian en su comentario sobre cierta escena del rio. Si hubiera ocurrido lo que debería haber ocurrido, "A Ciegas" (agüita con el título en castellano, por cierto)se habría convertido en algo mucho más interesante y valorable.
Aun así, no considero que sea de lo peor del año, ni que merezca suspender, pero desde mi punto de vista, del aprobado raspado no pasaría.
Y eso de que la música de Trent Reznor y Atticus Ross pasa desapercibida, no te lo crees ni tú. UN genio como Reznor no pasa nunca desapercibido.

Saludos.

godofredo rudel dijo...

El rector es la verdad revelada?

godofredo rudel dijo...

La crítica de cine ha muerto. Me lo ha enseñado una cabra enorme. La cabra se llama Black Phillip y es la protagonista absoluta de The Witch, una película que me ha convencido para no volver a leer críticas de cine y, probablemente, para no volver a escribirlas como lo hacía hasta ahora.

Saludos, rector

Anónimo dijo...

Godofredo, aun no estoy seguro si los gemelos repetían lo que les susurraba Black Phillip o si simplemente expresaban lo que sentían y luego se lo endilgaban a la cabra. Saludos. Adrián.

El Rector dijo...

Diego, gracias, aunque no coincidamos mucho en la valoración. No creo que se trate de un tema de caridad, más bien de sensaciones y a mi la verdad es que, pese a sus "peros", esta es una película que he disfrutado de principio a fin, de la cual esperaba más bien poco (igual eso ha tenido también que ver) y que me ha regalado muy buenos momentos.

Yo a lo de obra maestra no llegaría (y creo que deberíamos empezar a olvidarnos de ese mito sobre las supuestas críticas "pagadas" que, curiosamente, solo son susceptibles de serlo cuando son contrarias a la nuestra), que , pero el hecho de que como comentas, esté en boca de todos, quiere decir que algo tiene.

Sobre el plagio a "A Quiet Place", no deberíamos olvidarnos tampoco del pequeño detalle, de que la novela original en la que se basa "A Ciegas", estña publicada unos cuantos años antes del estreno de la película de Krasinski.

Missterror, en tu caso las películas de este tipo siempre parten con algo de desventaja, jeje... a mi me pasa algo parecido con los torture-porn, que no veas la pereza que me generan. Estoy seguro que de haber tomado la Bullock otra decisión en los rápidos, tu percepción de la película habría completamente otra, como buena espectadora de detalles que eres. Pero el mainstream rara vez nos ofrece ese tipo de satisfacciones.

Sobre la banda sonora, me reafirmo, anecdótica, lo cual es muy poco viniendo de quien viene, que el tema de musicar películas se le da bastante mejor que el de componer discos, jaja!

Godofredo, por suerte para nosotros, no.

Adrián, y el funko que corre por amazon por menos de diez miserables euros :) Icono del terror moderno.

Saludos.

Anónimo dijo...

Rector, prefiero evitar la iconografía satánica, me da por hecharle la culpa de mis maldades.Adrian.

godofredo rudel dijo...

En país de los ciegos. . .Al tuerto lo mataron.

diciembre 29 de 2018.

El Rector dijo...

Adrian, en mi caso llego más de veinte años tarde, ya hace mucho que me entregué en cuerpo y alma... al maligno digo, no a Funko :)

Saludos.

wolf dijo...

En lo personal no me gusto tanto le pondría como 4 estrellas a lo mucho 5, los personajes no fueron de mi agrado a excepción del negro que para mi fue el mejor y el pelon (no recuerdo sus nombres), no explican nada ni el porque no les afectabas a algunos y se me hizo tediosa por momentos, no le llega ni a los talones de "THE QUIET PLACE"

El Rector dijo...

Wolf, la falta de explicación del fenómeno, al igual que ocurre en muchas de las historias de King, creo que en estos casos es un activo, ejercicio que debe correr a cargo del espectador, de construir sus propias historias. De la misma forma, me parece todo un acierto, que en ningún momento se muestre a los seres, algo que por ejemplo, es lo que menos me gustó de "A Quiet Place", qu7e siendo un peliculón, creo que habría ganado mucho de haberle dado un enfoque más misterioso a las criaturas. Y está claro que la película de Krasinski juega en otra liga, pero también ha tenido un par de añitos para perfeccionar la fórmula, ya que las "influencias" transitan en ambas direcciones.

Veo que muchos la habéis encontrado aburrida en algunos momentos, me llama mucho la atención esto, ya que a mi me parece una peli bastante dinámica dentro de sus estilo.

Saludos.

wolf dijo...

El Rector, cierto en algunas peliculas funciona el echo de una falta de explicación a lo que ocurre para dejar que el que vea la película saque sus propias conclusiones como en el caso de "Aterrados" que solo te deja una pequeña idea de lo que puede ser pero te da indicios de lo que puede ser a diferencia de esta película que sentí que aprovechaba esa situación de no explicar para sacarse cosas de la manga como la de los locos, en mi opinión personal si me falto la explicación, ya que solo la termine de ver para ver si te explicaba que onda con esas cosas jeje.

El Rector dijo...

Wolf, yo tuve muy claro desde el minuto uno, que no te iban a dar más explicaciones de la cuenta (vamos, o ninguna...) y al final me terminé congratulando por ello. En estos casos, las explicaciones nunca suelen estar a la altura del misterio, por lo que me parece todo un acierto dejarlo todo en el aire. A fin de cuentas, lo realmente importante del relato no es tanto el apocalipsis, como el drama personal de la protagonista y sus circunstancias.

Saludos.

El Rector dijo...

No deja de resultar curioso todo lo que ha generado esta película, para bien y para mal. Lo último y buen ejemplo de lo idiota que puede llegar a ser el ser humano, el denominado #birdboxchallenge, a lo que la propia Netflix tuvo que dedicar un comunicado pidiendo que el personal dejara de hacerlo. Por si alguien no sabe de que va el tema, pues eso, emular a la Bullock y hacer cosas cotidianas con los ojos vendados... y por supuesto, grabarlo y subirlo a la red, el habitual y lamentable deporte nacional.

Saludos.

Missterror dijo...

A ver si en 2019 se pone de moda el #dejemosdesertangilipollaschallenge.

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.