martes, 3 de septiembre de 2013

Crítica: Errors Of The Human Body

LA MEDICINA. Ese gran desconocido para la mayoría de nosotros. DOGMA y CIENCIA.

DOGMA para los profanos, que tenemos que creer y confiar sin entender el por qué, en todo aquello que la medicina pone a nuestro alcance, que basicamente es, la palabra del médico/doctor/señor que todo lo sabe, explicándonos un diagnóstico y asignando un tratamiento, que por muy duro que sea, hay que seguir sí o sí, en pos de mantenernos con vida, o hacer de esta un lugar feliz.No nos queda otra, sólo tenemos su explicación (breve en la mayoría de los casos, o al menos en el mío), y la esperanza de que mejoraremos siguiendo las pautas marcadas por el sacerdote sanitario que se ocupa de nosotros. Al final, para la gente de a pie la medicina, no deja de ser cuestión de fe y esperanza (convirtiéndose por tanto, en el único dios conocido, que parece darnos respuestas).

Opuestamente al dogma están los hechos empíricos (aunque a algunos les parezca mentira, no lo he tenido que buscar en el diccionario... Ja!), hablo de aquello que se ha observado, lo que se puede demostrar, todas las teorías sobre las que discutir, aquellas que terminan por ser hechos factibles para dejar de ser hechos teorizables. Aquí tenemos, señorines y señorinas, a la CIENCIA, aquello que nos obliga a creer, porque demuestra, porque argumenta con hechos y resultados aquello que hablábamos sobre las teorías y la palabrería. Y la ciencia no existe, obviamente, sin los científicos, los dioses de las pruebas, los experimentos, los fracasos y los aciertos. Y aquí estamos!!!

"Errors of the human body" nos acerca a la ciencia y a sus hombres, a la ambición, a la culpa, a la empatía y a la apatía. ¿Cual es el mensaje? Dentro de su densidad sin límites, lo que Eron Sheean (su director y a que fuera también guionista de "The Divide"), nos viene a decir con esta película es que, al final, todo depende de las decisiones y no del destino (como a veces nos empeñamos en justificar), pues cada uno carga con sus culpas por un camino que se va construyendo piedra a piedra (normalmente piedras en las que tropezamos).

Geoff Burton es un investigador científico, cuyos logros e infiernos van íntimamente relacionados con la inexplicable enfermedad de su hijo recién nacido en el pasado, que termina yendo a parar a Dresden (Alemania), para continuar con sus investigaciones, y de paso ayudar a las nuevas promesas en materia celular. Una vez allí, redescubrirá el ambicioso mundo del ansia de éxito y reconocimiento, que juega a piedra, papel o tijera con el altruismo, y lo que parece el hallazgo de todos los tiempos, se torna en un mundo en el que las mentiras son las que se reproducen, se dividen y se fusionan, el alma nunca se cura y la naturaleza humana, la que se torna en el elemento erróneo de la ecuación.
 
Realmente a "Errors of the human body" le cuesta arrancar, le cuesta tanto que termina haciéndolo casi a veinte minutos de acabar, y eso es un lastre muy difícil de soportar, por muy bien que Michael Eklund ("The Divide", "The day"), Katherine Herfurth ("El Perfume", "Passion") y Tómas Lemarquis ("Noi Albinoi") se metan en la piel de los tres investigadores sobre los que gira la rueda de una manera magistral. El tema está en que este thriller de ciencia ficción, no logra que pensemos en él como ciencia ficción, y sí como un drama de situaciones personales irreversibles y decisiones (todas ellas) erróneas, venerando a la prometeica figura de la ciencia entregada al servicio de la humanidad, intentando entregar el fuego de los dioses, con sus cuestionables actos para llegar a un fin sin importar el medio.

El tema en sí es apasionante, pese a lo técnico que se nos presenta, el problema viene dado porque los diálogos parecen estancarse en un punto que no avanza más allá de un descubrimiento que no nos queda claro (porque la mayoría de nosotros, como dije al principio, somos ignorantes en la materia), y porque se entremezcla una historia sentimental, cuya magnitud tampoco queda clara, ni me parece demasiado relevante para el avance de la película, una película llena de virus, retrovirus, excepciones genéticas y acciones y reacciones.

La fría fotografía, cruda, directa, europea y apática, pese a ser un acierto para el tema que se trata, no hace sino enfatizar esa falta de pasión en una película, que desde mi punto de vista lo pide a gritos, dado el tema del que trata. Es por esto que el "atormentamiento" del profesor Burton, se traslada al espectador, punto positivo si lo sobrellevaras sin la cierta sensación de hastío que produce su primera hora, aunque dejen ver alguna poética y bonita imagen que rompe con la tónica general de la película.

El obstáculo de una película que en realidad, y pese a lo que menciono más arriba, está bien realizada, es que tienes que llevarla con calma y varios litros de teína encima para no abandonarla a la mitad, pues o tienes fe (al final parece que todo se reduce a la fe), y piensas que en el desenlace va a pasar algo muy gordo, o se te abre la boca unas cuatrocientas veces. Y es en este punto donde os digo que, merece la pena descubrirla por la carga emocional final y por conseguir, lo que a mi modo de ver "Splice" no consiguió (o al menos conmigo), que es la empatía absoluta con un ser que parece no merecerla, y que justifica las cuatrocientas aperturas de boca.
 
"Errors of the human body" es una de esas rara avis que cuesta admirar al principio porque no tiene un plumaje llamativo, pero que al final, cuando salen los créditos que indican que se acabó lo que se daba, es cuando te das cuenta de que pese a ser un pajarito pequeño, te atrae por extraño y "anormal". Esta película deja un sabor raro en boca, no es como el sushi, que pasado el prejuicio inicial, cada vez que lo pruebas crees tocar el paraíso con el paladar, no es esa extrañeza, es más bien como cuando pruebas el jengibre por primera vez, que no sabes si estás saboreando algo que se come, o colonia de la barata... con esto me refiero a esta textura presentada en "Errors of the human body", que es diferente, y gusta, pero a la vez entiendes que no es el tipo de sabor que te vuelve loco.

Para echarle un vistazo con poca luz, silencio absoluto y predisposición a que la densidad lo inunde todo.
 
 

13 comentarios:

thewronggirl dijo...

Me acuerdo de Splice y no sé si me gustó o no; porque se me hizo un poco pesada y luego el rollo este de querer acostarse con madre y padre, bueno, no es lo mío. Pero a esta si le voy a dar una oportunidad!

Anónimo dijo...

HOLA, HACE UNAS SEMANAS VI ESTA PELICULA. SI BIEN EL RITMO PODRÍA SER MÁS AGIL, ES LENTO, PERO NO ME PARECE PARA SOPORTARLO CON LITROS DE CAFENA, LO ES POR UN MOTVIO, LA HISTORIA, DESDE MI PUNTO DE VISTA, DEBE SER ALGO DENSO, POR EL TEMA, POR LAS DECISIONES QUE DEBE TOMAR EL PROTAGONISTA, POR EL TERRIBLE SUFRIMIENTO, EXPUESTO COMO UNA ANOMALIA GENETICA.G TAMBIEN COMO FORMA DE "CASTIO DIVINO", ALGO ASI COMO NO JUEGUES A SER DIOS...

TED BUNDY dijo...

Oye Missterror,

Me ha gustado mucho tu crítica. Si tengo tiempo me la miraré y no porque me llame la atención en especial esta cinta, sino porque me gusta lo que hablas sobre ella. Le echaré un vistazo, claro que sí.

Saludos.

Max Cady dijo...

La crítica es sensacional (posiblemente de las mejores que te he leído). El tráiler me llamó mucho la atención y me despertó la curiosidad pero la lentitud de la que hablas me echa hacia atrás. A pendientes sin fecha.

Saludos.

El Rector dijo...

Para mi, el principal problema de la película, no es tanto su lentitud (que lo es, y mucho), sino que la historia no se centra tanto en lo que sería la ciencia ficción, sino más bien en los demonios interiores de eso si, un estupendo (como siempre), Michael Eklund. Creo que el tema científico es poco más que una excusa para desarrollar lo que realmente es el filme, un drama existencial.

Es por eso que la historia no termina de arrancar en ningún momento y cuando al final parece hacerlo, lo que se esconde bajo las cientos de capas de cebolla que hemos ido pelando, no está a la altura de toda esa maraña de ideas y sensaciones que el filme propone hasta ese momento, pese a su acertado desenlace (para mi lo más destacable de la cinta junto al trabajo de Eklund y la fría fotografía).

Missterror, nada que objetarte en esta ocasión, totalmente de acuerdo contigo (y esto si que es un rara avis en toda regla).

Saludos.

Missterror dijo...

TWG- pues si "Splice" se te hizo pesada, esta es aún más lenta, pero al menos esas cosas de madre y padre no las tiene. Mucho mejor que "Splice", si me lo permites. A ver qué te parece

Anonimo-No son litros de cafeína, son de teína , que por aquí tomamos mucho té ;).Desde mi punto de vista, esa agonía constante de las decisiones, y esa sufrimiento en varias direcciones se puede mostrar con un ritmo mucho mas ágil y no pierde fuerza, si lo dejas todo reposar en u guión sólido.
Estamos de acuerdo con el juego a ser Dios, eso es lo que intenta "Errors of tha human body", pero queda a medio gas, pese a terminar ser una propuesta interesante, por eso mismo, por el planteamiento de la ciencia y los errores humanos.

Ted- Pues oye, te agradezco mucho esas palabras. La verdad es que no tengo muy claro que te vaya a gustar, teniendo en cuenta lo que suele ser de tu agrado, pero prueba, que lo mismo nos llevamos una sorpresa.

Max- Muchas gracias (y curioso loq ue dices de la reseña, cuando yo intenté hacer una crítica que representara mi impresión de la película, vamos que intenté algo denso e incluso soso,aunque tuviera su cosa...bueno, cosas mías) Si lo que te echa para atrás es la lentitud, mejor déjala para esas fechas indeterminadas, sí señor.

Rector- Para mi no es problema que deje la ciencia ficción de lado para centrarse en el drama humano, pues es lo que a mi me gusta, lo que pasa es que, como dices, ni una cosa ni la otra, hay que esperar mucho tiempo para darte cuenta de la vaina, y esas cebolla no es de la fresca, es de la que te hace llorar, y al final, pues casi casi, que ya sabes que yo soy muy llorona...

saludos

El Rector dijo...

Missterror, ¿mucho mejor que Splice??? Madre de dios hermoso...

Saludos ;)

Missterror dijo...

Sí Rector, has leído bien, mucho mejor que "Splice"...

El Rector dijo...

Missterror, de entrada me parecen dos películas difícilmente comparables, Splice es una cinta de terror clásica y esta, como ya se ha comentado, un drama científico.

Por supuesto a mi, que Splice me gustó bastante, pues te diré que me parece MUY superior a Errors of the Human Body a la cual, aprobaría por los pelos.

Por cierto, menudo morbete lo de "padre y madre" :)

Saludos.

Missterror dijo...

Splice me pareció un tostonazo, como diría uno de los grandes...

encima Adrien Brody, que junto con Ethan Hawke y el "estupendo" Nicolas Cage, componen mi trío calavera...

fer dijo...

Me da pena decirlo pero no entendi el final alguien me puede explicar por favor

Leonardo.nunezelzorro@gmail.com dijo...

Nadie sabe responder al final,cuando la prota le pregunta a Eklund:
"¿Porque no salvaron a tu hijo?".
Anda criticos listillos,podéis responder?

Missterror dijo...

Leonardo.nunezelzorro@gmail.com- la verdad es que ya ni me acuerdo de la película, pero te aseguro que de acordarme tampoco iba a responder a un comentario tan maleducado como el tuyo, listillo.

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.