sábado, 11 de julio de 2015

Crítica: Terminator Génesis

La pregunta es, ¿Como demonios hemos podido sobrevivir tanto tiempo sin Arnold Schwarzenegger? Maldito el momento que el austriaco decidió jugar a los políticos allá por las américas y dejar huérfana a toda una generación de fans acérrimos que crecimos a la sombra de su escultural figura de semi dios. La industria del cine, la del cine de acción en concreto, lo ha pagado y lo ha pagado caro. El hueco dejado por el coloso originario de Thal, jamás ha podido ser llenado por más que algunos hayan intentado usurpar se trono de manera infructuosa (véanse Vin Diesel o The Rock, por citar algunos insensatos). Por suerte para todos los que amamos una forma de entender el cine, la larga travesía del desierto ha terminado y Schwarzy ha regresado para poner las cosas en su sitio, donde siempre debieron estar.

Después de protagonizar alguna que otra destacable película desde su regreso, como la divertidísima “El Último Desafio” (“The Last Standing”, Ray Owens, 2013), el hijo pródigo por fin regresa a casa por la puerta grande y lo hace para volver a meterse en el acero de uno de los personajes que lo convirtieron en leyenda, el T-800, el mítico asesino cibernético enviado por Skynet desde el futuro, para eliminar a una tal Sarah Connor, señora que años más tarde, debería engendrar al salvador de la raza humana en una de las películas de ciencia ficción más célebres de la historia del séptimo arte: “Terminator” (“Terminator”, James Cameron, 1984). 

Aunque apostar por la saga iniciada por Cameron, siempre ha sido apostar sobre seguro, pues hablamos de una de las franquicias más disfrutables que haya dado la ciencia ficción por más que muchos hayan intentado demonizar alguna de sus secuelas, en especial la tercera entrega: “Terminator 3: La Rebelión de las Máquinas” (“Terminator 3: Rise of the Machines”, Jonathan Mostow, 2003), que si bien resultó ser la más floja de la saga (entendible y lógico, si el punto de partida eran las cintas de Cameron), no dejaba de ser un delicioso disfrute para todos aquellos que en alguna ocasión, soñamos con salvar a la raza humana vestidos de cuero negro, hacerlo por esta nueva entrega, generaba alguna que otra duda razonable. 

De entrada, la cinta estaba en las poco expertas manos de un tal Alan Taylor, cuyo currículum no era del todo alentador, con una de cal y una de arena. Por un lado, el tipo había dirigido seis episodios del que posiblemente sea el mejor show para la televisión que existe en la actualidad: “Juego de Tronos”, pero por otro, tampoco hay que olvidar que también fue el encargado de dar continuidad a las vergüenzas del rubísimo dios del trueno (por no decir del “truño”) Thor, con la mediocre “Thor: El Mundo Oscuro” (“Thor: The Dark World”, Alan Taylor, 2013), que si bien en niveles de ridiculez y vergüenza ajena, no consiguió superar a su predecesora (empresa imposible a todas luces), tampoco se puede decir que se cubriera de gloria precisamente. 

Pero nunca hay que perder la esperanza por más oscura que sea la noche, y si el amigo McG había conseguido parir seis años atrás una estupendísima entrega como fue “Terminator: Salvación” (“Terminator: Salvation”, McG, 2009), al señor Taylor había que concederle como mínimo el beneficio de la duda. ¿El desenlace a la encrucijada? Pues que sin duda y pese a que algunos (por no decir unos cuantos) merecerían extinguirse de la faz de la tierra, la raza humana merece ser salvada y además, merece serlo con la cabeza bien alta, pues esta “Terminator Génesis” es el mejor episodio de la franquicia desde la cinta de 1992. 

Obviaremos las excelencias técnicas de la película ya que estas se le sobre entienden y nos centraremos en un aspecto que a estas alturas de la guerra entre humanos y máquinas, ni el más profético podía prever. Me refiero a las excelencias del guión. Si amigos, habéis leído bien, las excelencias del guión. Que en el año 2015, la quinta parte de una película como “Terminator”, llegue donde otras mucho más pretenciosas apenas vislumbran con la mirada, ya dice mucho en su favor. Y es que si una virtud tiene “Terminator Génesis”, esa es la de sorprender al espectador siempre que se lo propone, algo que desde luego, no suele estar al alcance de los denominados “Blockbusters” y que la cinta de Taylor tiene completamente por la mano. 

Sin ningún tipo de dudas, estamos ante el guión más elaborado de la saga y siguiendo la estela de “X-Men: Días del Futuro Pasado” (“X-Men: Days of Future Past”, Bryan Singer, 2014), consigue sacar todo el partido del mundo a las paradojas temporales, construyendo así un relato mucho más complejo que entregas anteriores. Pero hay más, porque“Terminator Génesis” consigue además, darle una nueva vuelta de tuerca a la historia que todos podíamos esperar de esta nueva aventura. La ensalada se aliña con los mismos ingredientes de antaño, pero es en la mezcla, donde reside el secreto del éxito y el resultado, es lo mismo de siempre, pero diferente. Deliciosa contradicción que hará las delicias de todos aquellos que creían que la saga ya no podía reinventarse u ofrecer algo nuevo. “Terminator Génesis” lo hace. 

Tras el espectacular prólogo apocalíptico, la cinta comienza con su particular baile de disfraces para ir quitando máscaras a medida que avanza la velada y con ellas, con las máscaras tiradas por el suelo y pisoteadas, los giros argumentales nos agarran con más y más fuerza por la cintura para hacernos girar una y otra vez, con fuerza, pero con delicadeza. Nueva contradicción que nos transporta a un momento del relato que todos creíamos conocer al dedillo y que ahora, después de tantos años de falsa certeza, al fin conoceremos. Dicen que en los detalles está la diferencia y “Terminator Génesis” está plagada de ellos. 

Por supuesto, no hay que olvidar la naturaleza “festiva” del producto y por lo tanto, que nadie piense que todo lo que tiene que estar, no está. Espectáculo en estado puro, muchos efectos especiales, muchas secuencias de acción, muchos guiños y homenajes al resto de títulos de la franquicia (en especial a sus dos primeras entregas) y sobretodo, mucho Arnold Schwarzenegger, quien aquí, ejerce de absoluto comandante de las operaciones y ahí encontramos otra de las grandes virtudes del filme, pues si bien el guión está claramente pensado para su lucimiento personal, este no se resiente por ello en ningún momento y ambos funcionan a la perfección en una relación simbiótica que hará las delicias de aquellos que como yo, hayan crecido con el cine de este señor, en propias palabras del T-800, “viejo, pero no obsoleto”. Schwarzy abusa una y otra vez del humor que ha venido caracterizando a su personaje desde la segunda entrega y pese a ello, te arranca la carcajada una y otra vez en la versión más entrañable de su modelo. Loable. 

Si tuviéramos que buscarle “peros” a esta deliciosa frikada apocalíptica, tendríamos que hacerlo al igual que en la película de Mostow, en su reparto, con algunas elecciones dificilmente entendibles. Si bien poner a la madre de dragones en las carnes de una jovenzuela Sarah Connor es hasta cierto punto razonable, lo de su hijo no tiene perdón de Skynet y es que lo de Jason Clarke, que perfectamente podría haber aparecido en un gag de Muchachada Nui, Nuiiiiiiiiiiiiiiii!!!!!, resulta bastante inquietante, por no hablar de Jai Courtney como Kyle Reese, que tiene pinta de todo, menos de Kyle Reese. 

En conclusión, “Terminator Génesis” se presenta como una de las grandes sorpresas de la temporada y como una película, por pretencioso o poco creíble que esto pueda sonar, a descubrir. Una insospechada vuelta de tuerca que hace temblar los cimientos de la realidad, para reinventar lo que a estas alturas ya parecía difícilmente reinventable y que sin duda alguna, sorprenderá a más de uno, sobretodo si lo que ese uno espera, es simplemente dos horas de más de lo mismo, que también... benditas contradicciones. Dicen que el orden de los factores no altera el producto... en este caso, lo mejora. 

Lo mejor: El guión, mucho más elaborado de lo esperado. Su capacidad de moldear viejas fórmulas a su antojo y conveniencia y por supuesto, Schzarzenegger, que sigue demostrando que por más años que pasen, sigue siendo el puto amo del cotarro. 

Lo peor: Algunas elecciones del reparto no son las más acertadas y el hecho de que haya que ser muy friki de la saga, para poder entender el fuerte componente homenajeador de la cinta.



23 comentarios:

Romasanta Macias dijo...

No apostaba mucho por el film...pero viendo su entusiasmo le daré una buena oportunidad!!! Qué grande es usted Sr.Rector!!!! Mil abrazos!!!

El Rector dijo...

Sr.Santa, tamaño medio, no se crea... no se hasta que punto es usted fan de la franquicia, pero a poquito que lo sea (que me da a mi que si), la va a disfrutar, si me permite la libertad, como un cerdo :)

Ya me contará.

Saludos.

Donnie Darko dijo...

Por desgracia no comparto el entusiasmo del Rector por esta quinta entrega de la saga de Terminator. Reconozco que disfrute muchisimo con la primera parte de la cinta pero a partir de cierto momento mi interés cayó de forma exponencial y acabé viendo la película con el piloto automatico puesto.

Dejando de lado algún giro de guión del que obviamente es mejor no hablar, el hecho de que una cinta como esta me recuerde a "Resident Evil" y su Reina Roja me parece algo totalmente imperdonable (Lo siento me sale mi vena fan intransigente..no lo puedo evitar..)

Para mi el problema de poner a Jay Courtney como Kyle Reese es que durante toda la película estuve pensando: "Guau!!! Que pasada.. John Mcclaine es el abuelo de John Connor" y claro eso me sacaba de la película.. Y bueno en el tema actoral creo que es una verdadera lastima el poco provecho que se saca a un actor como J.K. Simmons...su personaje da para mucho, pero para mucho mas...

Personalmente me quedo con la primera parte de la cinta, con todos los guiños al resto de películas de la saga pero a partir de cierto momento..uff.. reconozco que me costó mucho seguir disfrutando de la película.. Aunque como digo siempre: "Para gustos los colores"

Un Abrazo!

Donnie

El Rector dijo...

Donnie, la simple comparación (por rebuscada que esta sea) con aquella aberración de adaptación que se cascó el terrorista cinematográfico Anderson, es motivo automático de ganarse a un T-800 en la puerta de tu casa con dudosas intenciones, jeje... decir que ese anecdótico detalle, te haga encontrar el menor paralelismo entre ambos filmes, creo que es mucho decir.

Si coincidimos en las miserias del reparto. En lo mal elegidos que están unos, y lo poco aprovechados que están otros, incluido el propio señor del tiempo, que si bien como Doctor no termina de gustarme, reconozco que es un actor "diferente" de gran potencial y al cual, aquí se le podía haber sacado mucho más partido.

Yo al contrario que tu, pienso que la película está muy equilibrada y que en ningún momento deja de pisar el acelerador para que el espectador no desconecte (algo que a mi juicio, si ocurría en la anterior película, un tanto irregular en este sentido).

Saludos.

Agustin VAZQUEZ ALONSO dijo...

Muy buenas críticas sobre Terminator Génesis. Rector
Y gracias Tengo la película de esta noche que voy a mirar. Ya te cuento
Un saludo...

El Rector dijo...

Agustín, muchas gracias. Pues ya nos contarás que te ha parecido... apuesto a que la vas a disfrutar, espero no equivocarme :)

Saludos.

Missterror dijo...

Comparto tu opinión sobre la película Rector. No puedo discutirte nada, pues vimos la misma película y el juicio es el mismo., pero no la vimos del mismo modo, ya que yo no soy nada friki de este fenómeno (si bien, soy totalmente consciente de que "Terminator" y espectáculo suelen ser indivisibles), y sabes que de nostalgia voy siempre justa. De esta manera, vi una película diferente a lo que esperaba, y eso me sorprendió gratamente, pero para mi esos guiños constantes no son un añadido para mi disfrute, y no personalmente no los necesito, de esta manera los chascarrillos constantes del T-800 en ocasiones me saturaban, pues lo necesitaba más serio, menos tierno, menos humano...Dicho lo cual, también admito que Schwarzenegger me ha dejado un buen sabor de boca, y para alguien como yo, que le considera un palo que pega palos, unicamente, es algo a tener muy en cuenta.
Nada que objetar a la acción. Espectáculo de imagen y sonido, y como comentas, es muy gratificante, a estas alturas de la función, encontrar que el guión de un "Terminator" sorprende y que está perfectamente hilado en su parte de saltos temporales y mantiene el suspense todo el rato.
Lo que realmente me vuelve a dar rabia, una vez más en "Terminator", es la mala elección de casting, y digo esto, porque desde "Terminator 1 y 2", no han acertado, y para mi, ni siquiera Christian Bale en "Terminator Salvation" era la mejor opción. ¿Cuándo dejarán que se acerque a este universo el legítimo y único John Connor? ¿A qué esperan para deintoxicar a mi estimado Edward Furlong y que veamos en pantalla la cara que siempre debimos ver? ¿A quién se le ocurrió la idea de que Jason Clarke daría el pego como John Connor? NUUUIII!!!

En resumen, disfruté con "Terminator Génesis" y la recomiendo para pasar un buen rato. Recomendada fervientemente si eres fan de la saga. Recomendada ultra fervientemente si eres friki de esta saga.

Rector, un gusto leer críticas tan entusiastas. Ojalá tuviera yo esa capacidad de disfrute máximo.

Saludos

El Rector dijo...

Missterror, que tu disfrutes con este tipo de películas, ya dice mucho sobre la calidad de la propuesta, pues ni eres gran fan de la ciencia ficción en general, ni creo equivocarme, de saga de "Terminator" y ni mucho menos del ex-gobernator, así que hay que darse poco menos que con un canto rodado, pues coincidimos en casi todo.

Ya cuando me dices que Bale no fue un buen John Connor, debo poner en cuarentena cualquier tipo de afinidad con semejante afirmación, pues para mi es de largo, después de aquel debutante jovenzuelo de 1992, el mejor Connor hijo que haya dado la franquicia. Bale lo clava casi todo, pero en especial, este tipo de personajes oscuros.

Y eso que oye, la idea de recuperar a Furlong para la causa, por disparatada que pueda parecer, no me desagrada del todo... por mucho que desde luego, no le vea el perfil para liderar nada que no sea la barra de un bar o la cola del camello de turno.

Saludos.

Agustin VAZQUEZ ALONSO dijo...

En unas palabras Terminator Génesis. Rector

Vi anoche, la película sufre el mismo síndrome que Mundo Jurásico: una gran cantidad de fan service, poca originalidad, sin embargo, sucede incluso cuando "bueno".
En lo negativo que hay escenas de acción que se copian y pegan en lo que encontramos en las tres primeras películas, Emilia Clark y Jai Courtney y su falta de carisma, multi-temporalidad de las historias que son gran crisol de lo que ya hemos escuchado / visto en otras películas y series Hablando de viaje en el tiempo y aquí está bastante bien controlada, la falta de música identidad. De hecho, no hay demasiados negativos, por suerte la primera parte de la película es interesante seguir.
En ella está el positivo que sigue siendo entretenida ... es todo y no es malo en 2015 (!). Lo que me pareció muy divertido (pero no siempre) es Schwarzi que trata de ser gracioso por los seres humanos, a veces funciona, de repente, te encuentras riendo en un 4X, mientras que al Terminator basada esta película no tiene la intención de hacer reír.
A pesar de las negativas, se lo aseguro, esto no es totalmente catastrófica, al menos, la mente es más o menos respetado, no es que este estiércol Die Hard V qué.
Lo que es decepcionante es que, incluso si esto significa una nueva historia en una nueva temporalidad, por lo que crear algo realmente nuevo, con nuevos personajes y una historia que se destaca de otras películas, porque era la sensación la película va en círculos. Es siempre los mismos destinos se cruzan, las mismas cuestiones en juego, lo mismo ... bueno, eso es todo el tiempo la misma.
Hubiera sido interesante para desarrollar la historia en torno a Sarah Connor joven o joven Kyle Reese. O Sarah Connor no decide golpeando Kyle y ser otra historia chico para romper la continuidad.
Finalmente encontré otro buen punto: El T-84 800 está bien hecho. Todavía no es perfecto, pero el joven Schwarzi capta el cine, más que en el remolque. Lo encontré límite muy impresionante. Más que el joven Jeff Bridges en Tron 2.0 por ejemplo. Demasiado movimientos de fluidez malas traicionan el lado "real" de las cosas.

Un saludo a todo el equipo de Nido de Cuervo.....

El Rector dijo...

Agustín, yo si veo gran originalidad y frescura en esta nueva entrega, originalidad entendida, claro está, dentro de las directrices de la franquicia. La manera en la que la se reinventan ciertos elementos de la historia que todos conocíamos, me parece muy acertada. Es una de las muchas posibilidades que ofrece el hecho de manipular el tiempo y jugar con diferentes líneas temporales. Pero claro, para que esto funciones, hay que hacerlo bien y "Terminator Génesis", lo hace.

Coincido contigo en que hubiera sido interesante también tratar ese periodo temporal que la película esboza, con la pequeña Sara Connor y su salvador el T-800, quien sabe siquizás en otra entrega de la saga... de todas formas, entiendo que a nivel de interés, tiene mucho más peso todo lo que tiene que ver con detener a Skynet y de ahí que se haya hecho un mix de ambas cosas, volviendo a ese momento crítico de la guerra contra las máquinas, pero al tiempo, con una Sara Connor más jovenzuela y acorde con el aire de frescura que caracteriza al filme, algo "diferente" a lo que debería ser en dicho estadio. Al joven Kyle Reese ya se le exploró en profundidad en la anterior película y de manera muy satisfactoria, por cierto.

Si hablamos de las secuencias de acción, personalmente no puedo encontrarle ninguna pega. Cierto que algunas, como comentas, son similares a lo visto en otras entregas, pero creo que el componente homenaje está muy presente en todas ellas... y las de nueva factura, como la huida en el autocar, son sencillamente sublimes.

Como ya comenté, a mi Emilia Clark si me vale como Sara, quitando las secuencias donde el tono sentimentaloide se hace más palpable, que es donde la chica no termina de convencerme por excesiva, en el resto de facetas me parece que cumple muy bien el perfil de heroína, adquiriendo además una nueva dimensión con la curiosa relación con "el abuelo", y esta sin duda es, otro de los grandes activos del filme.

Lo del T-800 joven es espectacular, sencillamente espectacular. Superando con mucho lo que se pudo ver en "Terminator Salvation" e incluso, como comentas, en "Tron Legacy" con el personaje de Bridges. El nivel general en lo que a FX se refiere, es muy pero que muy alto y eso, se nota en infinidad de detalles. Es lo que ocurre cuando se hacen las cosas con mimo, que incluso los fx digitales que tantas veces criticamos, parecen otra cosa.

Si la comparación con "Resident Evil", era tenebrosa, con la bochornosa quinta entrega de la jungla, es aterradora :)

Saludos y gracias por tu opinión.

Agustin VAZQUEZ ALONSO dijo...


La verdad no me gusta mi comentario Rector. Porque tube que usar el traductor Google. Del francés a español cambia mucho.

Un saludo....

El Rector dijo...

Agustín, tranquilo, creo que más o menos entendí todo lo que quisiste decir... o igual lo que quise entender, jaja!

Saludos.

Agustin VAZQUEZ ALONSO dijo...


Rector seguro que esta película en el cine quien que estar genial Magret todo

Un saludo..

NyankoSan dijo...

Qué crítica bien escrita...
Terminator
http://cosplaysky.es/

Un saludo

El Rector dijo...

Nyanko San, muchas gracias... y gracias al cariño que siento por esta franquicia, por una vez, no voy a eliminar tu comentario de spam. No seré tan benévolo en el futuro ;)

Saludos.

Donnie Darko dijo...

Ningún problema se alguien me envía un T-800 a la puerta de casa.. he visto suficientes cintas de "Terminator" que creo que ya soy capaz de modificar las líneas temporales.. :-)

Jo...lo siento pero en lo que se refiere a esta película no vamos a llegar a un acuerdo. La volví a ver (Por compromiso) y la sensación que tuve de que la cinta tiene dos partes excesivamente diferenciadas se me hizo todavía mas clara.. Creo que el mayor problema es que todo lo referente a John Connor ni me lo creo ni me encaja y noto mucho cuando Jason Clarke esta en pantalla. Aunque he de ser sincero, pasada la primera hora la historia tampoco me emociona.. Creo que vuelve otra vez a lo de vamos a destruir un edificio (Como en la segunda y tercera parte de la saga) para acabar con skynet y tuve un poco la sensación de estar ante una saga que agoniza.. que ya no puede ofrecer mucho mas salvo jugar con las líneas temporales para intentar liar todo..

Un Saludo

Donnie

El Rector dijo...

Donnie, fíjate que para mi, el nuevo rol de John Connor, es uno de los principales elementos a la hora de darle esa frescura a la saga que tanto necesitaba con respecto, sobretodo, a la tercera entrega (lo de "Terminator Salvation" es otra historia). Si es cierto que el segundo tramo, puede ser algo más "reconocible" o incluso tópico dentro del universo "Terminator", pero pienso que a esas alturas del filme, ya tiene la suficiente personalidad propia como para dejarse llevar por un buen rato de adrenalina sin excesivas pretensiones argumentales... y ojo, todo ello con el gran hándicap de Clarke, que ahí si coincido contigo.

Bueno, estamos de acuerdo entonces en un 50%, que oye, tampoco es moco de pavo, así que puedes salir de casa tranquilo. Cancelo la misión de eliminación, que no me gustaría alterar la línea temporal de Nido de Cuervos :)

Saludos.

Leatus Felsen dijo...

Una curiosidad. Sabías que Jason Clarke (el último John Connor) en la serie All Saints su personaje se llamaba Eddie Furlong (el primer John Connor)!!!!

Eso si que es un giro temporal!! XD

El Rector dijo...

Leatus Felsen, pues no tenía ni idea de tan curioso dato, pero vamos, esto no hace más que reafirmar y potenciar el marcado carácter homenajeador de la película.

Si es que no han dejado nada al azar... luego algunos aun serán capaces de no ver las grandezas del guión :)

Saludos.

Jesús Haro dijo...

"Terminator" exponía los peligros que conlleva la informática en las sociedades contemporáneas. Hoy, principios del s. XXI, InterNet es la herramienta de control de masas más poderosa. Sin embargo, el cine no deja de desviar el foco de atención del espectador. Son los humanos y siempre los humanos los peligros de nuestra sociedad, porque una máquina no tiene sentimientos (la inteligencia artificial no puede imitarlos). Las máquinas cumplen una función y no deciden en base a sentidos. Ninguna tiene una independencia real de los humanos.

SkyNet es la representación de la tecnología (Radio, Televisión e Internet) que se mete en nuestros hogares y nos estimulan para que pensemos y hagamos lo que pretende su emisor. De nosotros depende que cortemos ese tubo que nos llega hasta las entrañas o que dosifiquemos ese maldito alimento que odiamos y amamos al mismo tiempo.

La última peli malísima, por supuesto. Gran saga.

El Rector dijo...

Jesús, el mal está en los seres humanos, claro está. Dejemos que el cine nos cuente fabulas para no dormir sobre maléficas máquinas, y así puede que durmamos un poco mejor por las noches :)

¿"Terminator Génesis" malísima? Buf, hemos visto películas diferentes. A mi me pareció una gran entretenimiento y muy divertida por momentos. Cierto que en posteriores visionados me flojeó algo más, pero me sigue pareciendo muy digna.

Saludos.

Jesús Haro dijo...

Parece que a los responsables de Terminator se les ha dejado demasiado contar fábulas, porque cada entrega es peor. Después de tirar el dinero yo duermo menos tranquilo y acercarme a un cine se me hace más titánico.

La única diferencia entre la peli que viste tú y la que vi yo fue el lugar y el momento donde la vimos.

Al principio, el film despierta el interés, más por la protagonista de Juego de Tronos que por el ya veterano Arnold. Pero como de costumbre nos decepciona. Difícil tomar en serio una saga que lleva tanto recorrido sin aportar nada verdaderamente importante a las dos primeras entregas de Terminator.

El Rector dijo...

Jesús, pues yo estoy encantado con esa libertad narrativa. Y para nada pienso que cada entrega sea peor. Siendo "Terminator 3", el capítulo más flojo de la saga, me parece una película la mar de disfrutable. "Terminator: Salvation" me parece un peliculón con mayúsculas que además, amplia y da profundidad al universo de la franquicia y esta última "Genesis", pues ya he expuesto sus virtudes en la crítica y me parece un gran entretenimiento, con un guion bastante más elaborado de lo que suele ser habitual dentro de la saga y un ex-Gobernator absolutamente descomunal (como siempre). Por mi parte, solo esperar que se sigan haciendo películas tan "malas", y creo que ya hay otra confirmada en camino, jeje.

Hay una diferencia más, los ojos (o el paladar) con los que la vimos/degustamos.

Saludos.

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.