miércoles, 10 de marzo de 2010

Crítica: Dead Snow

Parece ser que los escandinavos también se han subido al tren del cine fantástico "Made in Europe", aprovechando quizá, el éxito cosechado por las producciones salidas de países como Francia o el Reino Unido, ya son unas cuantas las películas que han conseguido traspasar las fronteras de las frías tierras del norte y llamar la atención de crítica y público, títulos como "Funny Games" (incluso remakeada por Hollywood), "Frostbitten, "Rovdyr", "Cold Prey" (secuela incluida) o la más reciente y posiblemente más impactante, esa deliciosa historia de amor adolescente llamada "Déjame Entrar", una de las mejores películas de vampiros que ha visto servidor en los últimos años (en las antípodas de lo que ha sido esa edulcorada atracción de feria para quinceañeras llamada "Crepúsculo"), por citar algunas.

"Dead Snow" es una de esas películas que uno espera con interés después de conocer su argumento, la idea de mezclar elementos tan interesantes y por que no decirlo, dispares, como nazis y zombies en una misma película, no puede pasar desapercibida para ningún aficionado, ni siquiera para algún que otro director, pues casualidad o no, corría hace unos días un fuerte rumor sobre un nuevo proyecto del oscarizado Peter Jackson, que tenía a un grupo de nazis zombies como protagonistas en una rocambolesca misión de viajar al pasado y eliminar al mismísimo Jesucristo (parece que el amigo Jackson está deseando desfilar otra vez por la alfombra roja).


"Dead Snow" nos llega desde Noruega de la mano de Tommy Wirkola, quien hace su primera incursión en el fantástico, a medio camino entre el cine de terror y la comedia gore más desenfrenada, con un montón de guiños a los clásicos del género, en especial a la saga de "Posesión Infernal", siendo unas cuantas las secuencias extraídas directamente del universo Raimi, homenajeando los ya míticos movimientos de cámara que patento el propio Raimi en su mítica trilogía, incluso llegaremos a ver un pequeño homenaje en forma de "sketch" del todopoderoso, y no me refiero a ese hippie apestoso de Jesucristo, no, estoy hablando del legendario Ash.

Aunque sólo fuera por estos momentos, ya merece la pena adentrarse en el universo "Dead Snow", pero las película de Wirkola aún tiene más cosas que ofrecer, de entrada una historia de zombies de lo más inusual, con grandes dosis de humor (pese a no ser una comedia en plan "Dance of the Dead" o similares) y unos personajes (los tres protagonistas) que se convertirán en clásicos con el paso de los años si es que ya no lo son, y sin duda sus rostros se verán representados en cientos de avatares de foro y similares.

La película tiene dos partes claramente diferenciadas, una primera un tanto lenta (incluso aburrida) llena de clichés y con poco o nada realmente destacable, que sirve para ponernos en situación y que puede llegar a desesperar a los más impacientes, y una segunda (los últimos 40 minutos) de auténtica locura, humor, sangre, situaciones absurdas a la par que geniales, etc...Un festival de humor negro y vísceras que ningún aficionado debería perderse.

Conclusión, "Dead Snow" es una divertidísima y original propuesta destinada a los paladares más bizarros, espectacular por momentos pese a que no estamos hablando de ninguna superproducción, todo lo contrario, pues en algunos momentos sus limitaciones se hacen bastante palpables, incluso llegando a resultar un tanto cutre, pero da igual, "Dead Snow" no tiene nada que demostrar en ese aspecto, pues consigue hacernos disfrutar con una película diferente e irreverente llena de violencia gratuita y un montón de guiños al género, y ahí la cinta cumple a la perfección, y que a pesar de unos aburridos y prescindibles 45 minutos iniciales, es una experiencia 100% recomendable para los nostálgicos amantes de las viejas glorias del cine gore.


2 comentarios:

Bieitols dijo...

Sin lugar a dudas un divertimento muy freaky. Honesta en sus pretensiones. Y con los suficientes momentos interesantes, golpes de humor, guiños y entretenimiento como para olvidarnos de sus errores.

El Rector dijo...

Bieitols, todo un respiro dentro del maltratado universo de las comedias zombie y un buen ejemplo de que con muy poquito, se pueden hacer cosas muy interesantes cuando éstas, se hacen con cariño y un poquito de ganas.

Saludos.

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.