viernes, 1 de noviembre de 2019

Crítica: Ad Astra

Aquellas personas a las que se espera y se olvida a través del tiempo en ‘A Ghost Story’, ahora lo hacen a través del espacio. ‘Ad Astra’ habla de la soledad, de la incapacidad de amar, de la manera en la que las personas construimos muros a nuestro alrededor. ‘Ad Astra’ es la huída de Roy McBride, un viaje a través del espacio para encontrarse a sí mismo, para descubrirse, en definitiva para que este sepa que como decía Ángel en ‘Tierra’: ‘Vivimos a la altura de nuestros ojos, a mitad de camino entre las estrellas y los átomos’.


“Gray construye una cinta intimista que utiliza el espacio como una excusa para hablar de los sentimientos”


Unos extraños pulsos eléctricos ponen en peligro la supervivencia de la raza humana en la Tierra. Todo lo que conocemos corre riesgo de desaparecer. Roy McBride viajará a los límites del sistema solar con la idea de mandar un mensaje a su padre, al que creía desaparecido y cuyo proyecto parece ser el principal culpable de lo que está sucediendo.

La nave ‘Event Horizon’ desapareció hace unos años tras intentar explorar los confines del Universo. La tripulación de la ‘Lewis & Clark’ será enviada a investigar lo que sucedió con la primera y averiguar el paradero de su tripulación. Las puertas del infierno se abrieron gracias al motor gravitacional creado por el doctor William Weird. Aunque ambas películas narran el viaje de una o varias personas hacia el lugar donde ha aparecido la Event Horizon o donde se encuentra la nave del proyecto Lima, el espectador no ha de acercarse a ‘Ad Astra’ pensando en la cinta de Anderson. Gray construye una cinta intimista que utiliza el espacio como una excusa para hablar de los sentimientos de su protagonista. Los viajes que hace este y la manera en la que el asilamiento y la falta de gravedad le afecta (La insoportable levedad del ser) no dejan de ser una forma de mostrar y analizar como es McBride, de cómo ese asilamiento que por momentos parece buscado ha sido realmente forzado por las circunstancias. El viaje llevará al personaje interpretado por un soberbio Brad Pitt a conocerse a sí mismo y de alguna manera este no abrirá las puertas del infierno como en ‘Horizonte Final’, pero si algunas puertas que pensó que nunca se abrirían.


“otro claro ejemplo de una de esas películas que o llegan y se aman o se detestan. No hay punto medio” ‘


Ad Astra’ es una cinta de ritmo pausado, una cinta cuya forma y fondo puede frenar a más de un espectador. La película de Gray no está rodada para ser apreciada por todos los paladares, dicho esto sin ningún tipo de pedantería ni supremacía intelectual. ‘Ad Astra’ es otro claro ejemplo de una de esas películas que o llegan y se aman o se detestan. No hay punto medio. No hay escala de grises. Gray plasma su historia en pantalla grande con la misma elegancia (y por momentos poca originalidad. Esos test para comprobar la estabilidad emocional de McBride puede traer a la memoria a ‘Blade Runner 2049’) con la que Alex Garland rodó ‘Ex Machina’. Hay muchas influencias tanto en la estética como en la forma de rodar de muchas películas de ciencia ficción en ‘Ad Astra’. No voy a entrar en detalles, pero esta cinta sería muy distinta de no existir ciertas películas de ciencia ficción.

Gray y Ethan Gross construyen una historia que habla del peso del pasado, de la figura paterna, de cómo su fama y ausencia han afectado al protagonista de la película. El director analiza la fragilidad de aquel que cree que es capaz de controlar todos y cada uno de los aspectos de su vida (Sus pulsaciones se mantienen siempre bajas incluso en momentos de gran estrés). ‘Ad Astra’ analiza la soledad autoinfringida como una condena por las acciones de otros para evitar herir como tú fuiste herido, de cómo nos aislamos y nada mejor que ello que mostrando a una persona en el vasto e infinito Universo. ‘Ad Astra’ es una cinta profunda, que intenta no quedarse en la superficie. A veces lo consigue, otras no tanto…


“Ad Astra es una cinta profunda, que intenta no quedarse en la superficie. A veces lo consigue, otras no tanto”


Pero no todo funciona en esta película. Gray parece querer rodar algunas escenas de acción o con algo de acción y tensión que salvo la idea de mostrar al impertérrito protagonista enfrentándose a los miedos del resto de compañeros y llevar al espectador a pensar que está ante otro tipo de película algo que refuerza el trailer de la misma, acaban con romper no solo con ese halo intimista de la película sino que alargan a esta hasta las dos horas de duración algo que para muchos espectadores puede resultar del todo excesivo. Un poco mas de concisión por parte de Gray y Gross a la hora de escribir la historia, habrían hecho de esta película una cinta mucho más redonda pero probablemente todavía más inaccesible… pero puestos a arriesgar y a intentar explorar la esencia del ser humano, ¿Por qué no hacerlo hasta el final?

A día de hoy solo puedo decir que cada vez que pienso en esta película, cada vez me gusta mas, lastima que personalmente pensaba que iba a encontrarme con otro tipo de historia y la ‘sorpresa’ que me causó me hizo en algunos momentos establecer cierta distancia con ella. Con todo me fascina, me seduce y quiero volver a verla.

Lo mejor: El trabajo de Pitt, la fotografía y la música.

Lo peor: Que el espectador no sepa muy bien ante que tipo de película se va a encontrar.


2 comentarios:

RONETTE PULASKI dijo...

Hola Donnie,
Me gustó ver esta película en el cine, en unas buenas condiciones que me permitieron volar por el espacio y reflexionar durante esas dos horas que dura.
En contra de todas las opiniones negativas que leí, que son muchas, me encontré con una película que es un viaje como el que hizo Willard remontando el Mekong hasta encontrase con Kurtz.
Al que espere una película de ciencia ficción al uso, no le gustará. Al que estuviera deseando ver una peli de Malik en el espacio, le encantará.
Para mí, independientemente de su argumento, la película es un viaje que vale la pena.
Gran crítica!
Saludos

Donnie dijo...

Ronette, creo que el gran problema de esta película es como se ha publicitado.. la gente espera ver una cinta de ciencia ficción con acción y es una película intimista que como dices no deja de ser un viaje para encontrase con el coronel Kurtz, una cinta que el que quiera ver a un Malik en el espacio disfrutará mucho.. 'Ad Astra' es una cinta muy especial pero que puede frenar a mas de uno por lo que digo, por pensar que se va a encontrar a una cosa y no otra..

Y como dices, la película es un viaje que vale la pena, y mucho!

Un saludo!

Donnie

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.